Blog 
cahiers de doleance
RSS - Blog de romualdo peris garcia

El autor

Blog cahiers de doleance - romualdo peris garcia

romualdo peris garcia

Ni mas ni menos que un ciudadano mas, alguien que nunca ha dejado de decir basta, aún existe demasiada mentira, tirania y miseria en el mundo para rendirse, tan solo cuando se cumpan los eones del tiempo puede que el hombre consiga la libertad, la igualdad y la solidaridad, por ello debemos seguir ...

Sobre este blog de Comunitat

Nada hay ni en los cielos, ni en la tierra, ni en su fondo o en el fondo de los océanos, que no pueda ser estudiado, comentado, criticado, en el ejercicio del derecho a la libre opinión y expresión de los pensamientos, a la luz de la libre conciencia y la razón humana, sobre ellos se basa la libe...


Archivo

  • 07
    Marzo
    2011

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Siempre detrás del telón se esconde la...

     

    No es de cuerdos, mas bien es de ingenuos pensar que unas simples manifestaciones de protesta, huelgas, puedan acabar el día con una revuelta digamos mas o menos popular, eso no funciona así, a no ser que entre esos miles de manifestantes se encuentren agentes agitadores bien del gobierno de turno, bien de organizaciones clandestinas contrarias al mismo y que intentan derribarlo con o sin ayuda extranjera, pues es impensable que una revuelta popular pueda derrocar un gobierno con el simple empleo de piedras y puños.

    Hoy es Libia, como antes fue Irak o Afganistán, donde las masas del pueblo estallado el conflicto se retiran de las calles, permanecen en sus casas a la expectativa, siguiendo los acontecimientos pero si participar en ello, aun mas huyendo de las zonas de combate, todo lo contrario al hecho real de una revuelta donde la masa , las turbas son su mayoría brumadora son capaces de derribar monarquías y gobiernos.

    El goteo de noticias les priva de objetividad, puede que incluso lleguen a ser tendenciosas, pues cada cual arrima el ascua a su sardina, pero en realidad habría que preguntarse ¿quien dirige a esos rebeldes?¿quien les abastece de armamento?¿quien organiza las ofensivas y las batallas? ¿si son o no son soldados profesionales?, la falta de respuestas solo puede ser entendida desde un punto de vista, la revuelta proyectada ha fracasado, la coordinación de las diferentes facciones no ha funcionado y esa descoordinación es la responsable de la guerra civil que hoy esta viviendo Libia.

    Y ahora una organización militar extranjera pretende inmiscuirse en esa guerra, una acción que puede llevar aparejada un verdadero encarnizamiento de la misma, incluso se podría llamar a los musulmanes a la Yihad contra los invasores, justificando así la política represiva del gobierno.

    El gran teatro del mundo como todos los grandes teatros tiene su telón tras el se esconden no los personajes, si no la verdad de los mismos, algo que nadie llega a ver si no hay una mano que tire de él y saque a la luz todo lo que hay en sombras, pero eso no puede llegar a ocurrir, son demasiados los riegos a asumir por los verdaderos responsables de las mil y una rebeliones que sacuden los países que tienen en sus manos las materias primas que necesita explotar el primer mundo a ser posible sin pagar por ellas, son demasiado elevados los intereses y los capitales que se podrían perder y eso los especuladores, los grandes financieros y grandes fortunas no están dispuestos a asumirlo, al final ellos no luchan, solo ven las batallas, los muertos, la destrucción cómodamente sentados delante de grandes pantallas HD, lo mas que les puede ocurrir es que sufran un ataque cardíaco por los excesos cometidos o se atraganten con un trozo de carne o se ahoguen en una piscinas victimas de un corte de digestión, y eso es bastante, pero que bastante difícil, si tuvieran que ser ellos los que debieran esta en primera linea mientras soldados, mercenarios y pueblo les observan sentados en cómodos sofás, puede que la guerra ni hubiese empezado, ?quien se atreve a alzar el telón?

     

    .

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook