Blog 
Comer sin Milongas
RSS - Blog de Rafael Viguer

El autor

Blog Comer sin Milongas - Rafael Viguer

Rafael Viguer

Editor de comersinmilongas.com

Sobre este blog de Gastronomia

Además de anotar experiencias en barras y restaurantes, especulo acerca de las "milongas" que se cuentan en el mundillo gastronómico valenciano.


Archivo

  • 05
    Octubre
    2012

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Circunloquios organolépticos en torno al vino 1

    vino

    Ya lo dijo Neruda...”cuidado con los ecos, pues son peligrosos, repetitivos, monótonos...”

    Pon una copa de vino delante de cualquier menda lerenda, y te dará la paliza con la consabida retahíla de circunloquios organolépticos, con redundantes y vacuas semejanzas aromáticas, con petulantes gestos reiterados hasta el ridículo, con tramposos recuerdos sensoriales…

    Los pelmazos éstos, se aprenden que el carácter afrutado y fresco de los tintos jóvenes lo proporcionan varios compuestos químicos, que son comunes a frutas silvestres (arándanos, grosella, frambuesa, mora…) 

     Por eso, cuando tanto impostor se pone a jugar a nariz de oro, y hacen como que  describen los aromas primarios de un vino tinto joven, siempre nos vienen con la misma cantinela; aroma fresco, afrutado, con recuerdos de frutos negros de zarzal y grosellas… (ó similares).

     Conclusión: el aroma primario de un vino tinto joven, huele a lo que tiene en común con las frutas silvestres (arándanos, grosella, frambuesa, mora…). Luego un tinto joven huele a tinto joven. Algún listo llamaría a éso una tautología.

    Continuará.    

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook