Blog 
Desde la azotea
RSS - Blog de patricio

El autor

Blog Desde la azotea - patricio

patricio

Aprendiz de mucho, maestro de nada.

Sobre este blog de Nacional

No pretendo en absoluto sentar dogma de nada sino sencillamente dar mi opinión sobre lo que va ocurriendo en el mundo, desde una óptica muy personal y a ser posible amena. Si lo consigo: estupendo; si no, seguiré intentándolo.


Archivo

  • 12
    Abril
    2018

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Nacional Valencia

    Genocidio sirio

    Con armas químicas o sin ellas, el régimen de Bashar al Asad, con el apoyo de Rusia e Irán, lleva desde que comenzó, hace más de siete años,  la guerra en Siria e Irak  masacrando a la población civil ante el silencio cómplice de la comunidad internacional y del resto del mundo que prefieren mirar hacia otro lado en lo que es, sin duda, el mayor genocidio desde la Segunda Guerra Mundial con el exterminio de los judíos.

    EEUU y su aliados amenazan ahora con una intervención militar a gran escala en Siria, tras el empleo de armas químicas contra la población civil en la región de Guta, el último reducto rebelde. Al Asad ya controla el 95% del país. Las imágenes que nos llegan desde Siria por los efectos devastadores de las armas químicas empleadas contra la población civil, la mayoría mujeres y niños, que buscan refugio en los túneles para escapar de las bombas son de una crudeza extrema. Los cuerpos inertes se amontonan bajo las ruinas, de una ciudad que fue cuna de la civilización.

    Genocidio sirio

    La ONU, que se supone es una organización internacional para garantizar la paz , la seguridad  y  los derechos humanos en el mundo, no ha tomado ni una sola resolución contra el régimen de Damasco.

    Bashar al Asad al igual que han sido juzgados y detenidos otros tiranos como él, debería ser capturado para responder ante un Tribunal por los graves delitos de genocidio, que ha cometido contra su pueblo. La cifra de muertos sobrepasa el medio millón, con más de 5 millones de personas que han tenido que huir del país por temor a la guerra.

    Una situación terrible, a la que nadie parece querer poner fin.

     

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook