Blog 
Desde la azotea
RSS - Blog de patricio simó gisbert

El autor

Blog Desde la azotea - patricio simó gisbert

patricio simó gisbert

Aprendiz de mucho, maestro de nada.

Sobre este blog de Nacional

No pretendo en absoluto sentar dogma de nada sino sencillamente dar mi opinión sobre lo que va ocurriendo en el mundo, desde una óptica muy personal y a ser posible amena. Si lo consigo: estupendo; si no, seguiré intentándolo.


Archivo

  • 27
    Noviembre
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Un 10 para el Papa Francisco

     

     

    El Papa Francisco no deja de sorprenderme y, además, lo hace muy gratamente siempre que habla. En declaraciones a su regreso de su viaje por Israel, donde ha invitado tanto al presidente de Israel Simon Peres como al representante de la Autoridad Nacional  de Palestina Abu Mazen para celebrar una nueva ronda de negociaciones para alcanzar la paz en esos territorios, me ha llamado poderosamente la atención, cuando el pontífice se refirió al celibato y dijo que no era un dogma de fe, que él compartía plenamente, sino una 'regla de vida y un regalo para la Iglesia'  y que al no tratarse de un dogma de fe dejaba la puerta abierta a un posible cambio.

    Las palabras del Papa Francisco contrastan con las del arzobispo de Valencia., monseñor Carlos Osoro que se ha apresurado a desmentir al pontífice de Roma para añadir que una condición sine qua non para  ordenarse en el sacerdocio es ser célibe.

    A mí como cristiano y católico, aunque no practicante, la palabra cambio y, sobre todo, dentro de la Iglesia, que como institución sigue anclada en el pasado en temas como el celibato, los anticonceptivos o el aborto, me ha parecido muy acertada y ajustada con la realidad del siglo XXI.

    El celibato ha sido un tema tabú para la Iglesia, como tantos otros,  a pesar de que muchos sacerdotes han optado por esta opción legítima desde todos los puntos de vista, pero mal vista por la Iglesia desde hace más de mil años.

    Muchos católicos nos felicitamos por las palabras del pontífice que no tiene ambages a la hora de abordar temas que hasta hace muy poco tiempo eran inabordables por parte de la iglesia católica.

    Que el Papa Francisco deje la puerta abierta a que los sacerdotes puedan contraer matrimonio y lo plantee como un tema normal es un paso de gigante en una institución decimonónica, que ha silenciado los casos de pederastia, evitando cualquier investigación, incluso manteniendo en diócesis a curas acusados por abusos.

    También en este espinoso tema que ha perseguido a la Iglesia católica desde tiempo inmemorial, el Papa Francisco está actuando sin contemplaciones, apartando de la jerarquía eclesiástica a quienes hayan cometido alguna clase de abuso con menores.

     

     

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook