Blog 
Desde mi escaño
RSS - Blog de Andrés Hernández de Sá

El autor

Blog Desde mi escaño - Andrés Hernández de Sá

Andrés Hernández de Sá

Editor de España, Internacional y Opinión de Levante-EMV

Sobre este blog de Nacional

Mis apreciaciones sobre la campaña electoral del 26J


Archivo

  • 11
    Junio
    2016

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Elecciones 26J CIS Sánchez Rajoy

    Entramos en la recta final

    Cinco meses después del 20D ha arrancado la recta final de esta carrera de desgaste que ha supuesto la frustrada XI Legislatura. Y lo ha hecho, como no podía ser de otra forma, bajo el poderoso influjo de los augures del CIS y su ya habitual encuesta preelectoral. Es de esperar que los cocineros hayan aprendido de los errores de la anterior entrega y hayan sido capaces de afinar algo más las expectativas reales de Podemos y Ciudadanos, después del estrepitoso fracaso de diciembre. En todo caso, los datos hechos públicos el jueves vienen a coincidir con los de los diferentes sondeos conocidos a lo largo de los últimos días en los dos principales rasgos: la victoria del PP —que nadie ha puesto nunca en duda— y el sorpasso de Unidos Podemos al PSOE, que quedaría relegado al tercer puesto tanto en votos como en escaños. Una expectativa, sin lugar a dudas, dramática para las huestes de Pedro Sánchez.  Pero no solo para ellas. El mapa político que se dibuja vuelve a dar como alternativas la coalición de izquierdas —pero invirtiendo la prelación de los protagonistas—, la gran coalición o dejar gobernar al PP. Cualquiera de esas opciones implicaría saltarse las líneas rojas que nos han traído hasta aquí.

    El hombre impasible // Y cual un hombre tranquilo como John Wayne de nuestros tiempos —aunque sin su prestancia cinematográfica— el presidente del Gobierno en funciones y de nuevo candidato del PP, Mariano Rajoy, ha transitado por estos cinco meses impasible el ademán, fiel, en apariencia, a su tradicional estrategia de dejar pasar el tiempo para que todo lo solucione. Ha resistido todas las críticas externas e internas, se ha enfrentado —discretamente, eso sí— con el rey por no plegarse a su estrategia, ha atacado a diestra y siniestra... y al final se ha salido con la suya, con la que no pocos estrategas aseguran que ha sido su intención última desde el minuto cero tras la última convocatoria electoral: volver a las urnas y presentarse como el único garante de estabilidad en el país, con la confianza de recuperar gran parte de los votos fugados a Ciudadanos. A lo largo de estos meses, el PP ha padecido al menos siete nuevos casos de corrupción con la caída de personajes históricos, pero todo parece indicar que su sólido suelo electoral no se ha hundido; antes al contrario, puede incluso haberse reforzado ligeramente. Con estos mimbres podría reinvidicarse sin moverse un milímetro de donde siempre estuvo. Un clásico.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook