Blog 
El Blog de Josep Antoni
RSS - Blog de josep antoni mollà soriano

El autor

Blog El Blog de Josep Antoni - josep antoni mollà soriano

josep antoni mollà soriano

Encara que soc mestre titolat, "profesor de E.G. B.", deia el paper, i he treballat a Correus, el periodisme de "corresponsal", al Noticias al dia dirigida pel mestre J. J. Pérez Benlloch, i després la del Levante, fins que funde en 1987 "Crònica" per a la Vall, mentre ...

Sobre este blog de Comarcas

En este Blog tenen cabuda les meues col.laboracions setmanals a l'edició vall d'albaidina d'este diari: "El mirador del Benicadell" i "la noticia de la setmana a la Vall Blanca". També aniran caent altres escrits amb punts de vista i assumptes diferents, que puga ...


Archivo

  • 06
    Septiembre
    2016

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Valencia Comarcas

    Días “d’aixabegó”

    Esta semana, pese a haber entrado ya en septiembre, por esta comarca de tierras blancas aún han sonado los últimos truenos de arcabuces y tracas festivas estivales. Desde Agullent, Bocairent, l’Olleria, Fontanars del Alforins, la Pobla del Duc o Quatretonda. La que se dice capital comarcal, Ontinyent, con la celebración de esa suerte de día durmiente, “l’aixabegó”, el pasado martes, cuyos efectos diríase que se han extendido al resto de la semana, ha transitado entre balances festeros y preparación de la Vuelta ciclista, cuyos efectos no serán mejores que los que obtuvo el alcalde Pepe Isbert en la impagable película que dirigió el valenciano García Berlanga, “Bienvenido Mr Marshall”.

    Con todo, del balance de “la semana gran” que se ha ofrecido desde el gobierno municipal ontinyentí, lo peor no ha sido ese balance frívolo, desprovisto de análisis y de rigor, que se ofrecía, y que recogía Levante EMV: “Ontinyent cifra en 200.000 los visitantes a los actos de fiestas de Moros i Cristians”. Un número que ha dado paso a chanzas, ironías y descredito en las redes sociales. No en balde, para avalar la firmeza de dicha suma, se citan “datos de la Policía Local”, sin más.

    Pero, obviamente, lo malo de dicho balance son los efectos que pueden tener para los años venideros, para la ciudad,  la autosatisfacción y autocomplacencia en la que parece haberse enrocado el gobierno que preside Jorge Rodríguez, evocando la máxima de un popular festero ya fallecido, “tot masa be”. Porque como es bien sabido la auto complacencia genera involución, acomodamiento y falta de la siempre necesaria renovación. Mal harán desde el gobierno municipal y la Sociedad de Festeros, como organizadora de las fiestas, en asirse a conceptos como “fiestas tradicionales”, ignorando el día a día, y los cambios sociales, imprimidos por las permutas laborales, las comunicaciones, la sociedad global o las nuevas tecnologías.

    No se aportan datos de la repercusión económica en la hostelería o el comercio, sectores que presuntamente deberían ser los más beneficiados por la afluencia de esos, presuntos, 200.000 visitantes. Sin ir muy lejos, esta edición, se hacía eco de la repercusión económica que había tenido en la hostelería local, la reciente Fira de Xàtiva.

    Cabe esperar que ante el inminente nuevo curso, la sequía, por falta de lluvias (menos del 56%), que afecta desde el paraje del Pou Clar, pasando por fuentes de toda la vida, hasta el pantano de Bellús, no se extienda entre los gobernantes valldalbaidins, que deberán azuzar el ingenio y cumplir a rajatabla lo de que “la política es un arte”. Porque si, en este periodo entrante, no son capaces de resolver la espina del “Pla de Minimització”, mejor que recojan los bártulos y se dediquen a cultivar lo que les sería propio, calabazas.

    ONTINYENT DEBE IR A CUBA. El pasado domingo, este diario informaba que ¨Puig capitanea una misión a Cuba para estrechar lazos comerciales y culturales”. Una iniciativa loable dados los vínculos históricos y, sobre todo, los nuevos tiempos que se ciernen sobre la mayor isla caribeña. Máxime vista desde Ontinyent, donde un empresario ontinyentí, Manuel Revert, además de una condecoración, goza de un busto recordatorio en pleno paseo de la avenida del puerto de la Habana, que le levantó el gobierno cubano en 1999. Los herederos de dicho fabricante textil regentan actualmente una tienda en la calle Obispo de la citada capital, además de familiarmente mantener buenos lazos de amistad con la familia Castro. Por esas circunstancia, y más, que atañen a la industria textil, ahora que Puig aún no tiene cerrada la agenda para el viaje de octubre, J. Rodríguez debería mover alguna ficha, al respecto. 

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook