Blog 
El Blog de Josep Antoni
RSS - Blog de josep antoni mollà soriano

El autor

Blog El Blog de Josep Antoni - josep antoni mollà soriano

josep antoni mollà soriano

Encara que soc mestre titolat, "profesor de E.G. B.", deia el paper, i he treballat a Correus, el periodisme de "corresponsal", al Noticias al dia dirigida pel mestre J. J. Pérez Benlloch, i després la del Levante, fins que funde en 1987 "Crònica" per a la Vall, mentre ...

Sobre este blog de Comarcas

En este Blog tenen cabuda les meues col.laboracions setmanals a l'edició vall d'albaidina d'este diari: "El mirador del Benicadell" i "la noticia de la setmana a la Vall Blanca". També aniran caent altres escrits amb punts de vista i assumptes diferents, que puga ...


Archivo

  • 06
    Agosto
    2017

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Valencia Comarcas

    LA GENERALITAT SE MUEVE POR LAS CCV.

     LA GENERALITAT SE MUEVE POR LAS CCV.

    En estos días de asueto y dulce “farniente”, los rigores solares parecen propiciar la ingestión de buenas noticias, Y una de ellas es la que irrumpía  en este territorio supra comarcal de nominado CCV (comarques centrals valencianes). Ya que el gobierno autonómico del Consell proclamaba que “impulsará un plan de acción territorial para las Comarcas Centrales. El programa servirá para planificar aspectos como

    “las infraestructuras, las comunicaciones o la protección de los espacios naturales”. Lo que significa un giro notorio de la Generalitat respecto a este proyecto comarcal.  Ya que tras su alumbramiento, al inicio de la década de los 90 del siglo pasado, tuvo una acogida fría por parte del gobierno socialista de Joan Lerma. Para quedar congelado en el transcurso de los 20 años de prepotencia del PP. Sin embargo ahora, fruto un poco del pacto del Botànic, otro poco de la resurrección del Consorci de las CCV, y de otras circunstancias prolijas, ya se vislumbra el primer plan de acción territorial que, como se ha informado, “elabora la Generalitat fuera de las áreas metropolitanas de las tres capitales de provincia”. Si tenemos en cuenta que “el programa servirá para planificar cuestiones como las infraestructuras, las comunicaciones y la protección de los espacios naturales”, vemos que dicho plan quiere, en cierto modo, salir al frente, aunando sinergias con los movimientos sociales y económicos que, desde sus respectivas organizaciones, vienen pronunciándose a favor de comunicaciones como la autovía entre l’Olleria y Terrateig.

    Así, en dicho contexto, la semana pasada veíamos como, frente al mutismo o falta de sensibilidad, vete a saber, con la que los representantes políticos de la Vall vienen  mostrándose ante la parálisis del proyecto, un asunto pendiente de la Generalitat, el de construir la autovía entre l’Olleria y Terrateig, dos asociaciones empresariales tomaban cartas en el asunto. Se trataba de COEVAL (la Vall d’Albaida) y FAES (la Safor). Las cuales  se sentían avaladas, en su reivindicación, por la Confederación Empresarial de la Comunitat Valenciana (CEV), la cual, en un reciente informe sobre las infraestructuras que necesita la Comunitat Valenciana, incluía “la prolongación de la Autovía CV60 (Gandía-El Morquí), en el tramo Terrateig-enlace A7”.

    MAS QUE OLER, LA BASURA DE LA VALL YA DUELE. Esta semana asistíamos al enésimo rifirrafe entorno a las mil y una problemáticas que planean sobre el servicio comarcal de  recogida  de residuos sólidos urbanos. El titular de esta edición: “La crisis de la basura fuerza a la Mancomunitat de la Vall d'Albaida a elevar su endeudamiento al tope legal”, viene a ser como la punta de un iceberg creciente y perjudicial. El tema de fondo, para la ocasión, son los impagos, demoras, etc. Ahora resulta que, tras las fotos y los paripés, la longeva deuda de Albaida  sigue donde solía. Mientras que el organismo comarcal que preside Vicent Gomar reconoce su fracaso de gestión, al “pedir un préstamo y plantear un convenio de pago a largo plazo”, lleno de ambigüedades. El asunto no es que los números sean estos u otros parecidos. El problema que se viene arrastrando indefinidamente es que, al menor descuido, siempre se vuelve a las andadas. Cuando el contribuyente de la Vall siempre paga religiosamente, en día y hora, un impuesto que después se pierde o demora por las entretelas administrativas.

    Sobre la planta de transferencia de Bufali Gomar no debería sacar pecho, ya que como pronto, su activación no será posible hasta una nueva firma de la Mancomunitat con Recisa. Mientras el tiempo va pasando, y desde el gobierno de la Mancomunitat en vez de moverse y presionar por el Pla de Minimització, renuncian, se echan a la bartola y le confían el milagro al COR. De los alcaldes insolidarios y morosos ni hablar.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook