Blog 
El Blog de Josep Antoni
RSS - Blog de josep antoni mollà soriano

El autor

Blog El Blog de Josep Antoni - josep antoni mollà soriano

josep antoni mollà soriano

Encara que soc mestre titolat, "profesor de E.G. B.", deia el paper, i he treballat a Correus, el periodisme de "corresponsal", al Noticias al dia dirigida pel mestre J. J. Pérez Benlloch, i després la del Levante, fins que funde en 1987 "Crònica" per a la Vall, mentre ...

Sobre este blog de Comarcas

En este Blog tenen cabuda les meues col.laboracions setmanals a l'edició vall d'albaidina d'este diari: "El mirador del Benicadell" i "la noticia de la setmana a la Vall Blanca". També aniran caent altres escrits amb punts de vista i assumptes diferents, que puga ...


Archivo

  • 08
    Mayo
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    QUE PAGUE LA DIPUTACIÓN

     Empezaba la semana con una noticia de indignación, para los valencianos en general y los valldalbaidins en particular, de la que se hacía eco pormenorizado este diario: “Un vicepresidente (por Máximo Caturla) cargó a la diputación 14.739 euros en comidas o cafés en año y medio”. Se trata de todo un “señorito”, a lo “los santos inocentes”, con acta de regidor “missing” en Fontanars dels Alforins, a cuyo municipio solo acude, según algunos vecinos, a atender la inaudita expansión de su finca particular. Este muñidor  de la política, con el paso de los años se ha enquistado en la malsana función de diputado, habiendo pasado a erigirse en una lacra para los intereses de la Vall, desde que “digitalmente” ascendió a diputado provincial, en representación del partido de Ontinyent. Avalado en su ascenso tanto por su parentesco familiar, los Serratosa, como por el presidente del PP en la diputación y alcalde de Xàtiva, A. Rus, ha trepado a su cargo actual en una suerte de cambalache. Ya que Caturla, en su  anterior ocupación en la Generalitat, firmó, en vísperas  de cesar en el cargo, la construcción de un edificio para albergar la escuela oficial de idiomas en la capital de la Costera, desoyendo y en detrimento de la solicitud de Ontinyent. En fin otro mazazo que alerta y acredita la necesidad de suprimir esta obsoleta administración, la diputación, que a la postre sus competencias podrían ser integradas y realizadas desde la Generalitat. Con lo que las arcas públicas se evitarían despilfarros de esta jaez, además  de acabar con  tan insostenible “pesebre” para cargos  de los   partidos.

    El bolo por comarcas lo protagonizaba Ximo Puig, el secretario general de los socialistas valencianos, que últimamente se está revelando como un innovador y repensador de lo establecido, empezando por su propio partido. Con esos referentes vino a reivindicar “la importancia del textil”, en el transcurso de su visita a Alcoy y Ontinyent. Que dijera aquello de que “el peso de la industria ha bajado desde que gobierna el PP”, una verdad irrefutable,  acentuada en la zona de Ontinyent por tres oleadas de tsunamis. El de la errática política del PP, que incluso en la segunda mitad de los 90, les birló, a través de E. Zaplana, 5.000 millones de pesetas, tan necesarios en aquella época para invertir en nuevas estrategias, para afrontar con holgura la llegada del nuevo milenio, una abultada suma para destinarla a ese fraude público llamado “Terra Mítica”. Un latrocinio saldado perplejamente sin ningún culpable. El Chino o de la globalización y el general de la “crisis” actual. La frase, tras la visita, emulando a Joan Fuster, la servía el batle ontinyentí, Jorge  Rodríguez, “el País Valencià serà industrial o no serà”.

    LA POSDATA

    La foto por  excelencia, reproducida a gran formato por diversos medios, aludía al desplome de un edificio, viejo y abandonado, ubicado en el número 46 de la calle Tomás Valls de Ontinyent. Las lluvias, de los pasados días, desencadenaron las filtraciones de agua en el techo, y que ha sido señalada como la causa principal de su hundimiento. Pero en el origen de este asunto cabe escrutar factores económicos, sociales, costumbristas y de dilatadas políticas insensibles con  estos temas. En contraposición, y como apuntalando anteriores errores de gestión,  la  regidora de urbanismo, R. Torró, curada con el espanto que supuso el insostenible andamio de la calle Mayans, avanzaba dos buenas nuevas urbanas, “la recuperación por el ayuntamiento de las competencias para otorgar licencias de edificios protegidos” y la “actualización del Catàleg de Patrimoni Arquitectònic”.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook