Blog 
El Blog de Josep Antoni
RSS - Blog de josep antoni mollà soriano

El autor

Blog El Blog de Josep Antoni - josep antoni mollà soriano

josep antoni mollà soriano

Encara que soc mestre titolat, "profesor de E.G. B.", deia el paper, i he treballat a Correus, el periodisme de "corresponsal", al Noticias al dia dirigida pel mestre J. J. Pérez Benlloch, i després la del Levante, fins que funde en 1987 "Crònica" per a la Vall, mentre ...

Sobre este blog de Comarcas

En este Blog tenen cabuda les meues col.laboracions setmanals a l'edició vall d'albaidina d'este diari: "El mirador del Benicadell" i "la noticia de la setmana a la Vall Blanca". També aniran caent altres escrits amb punts de vista i assumptes diferents, que puga ...


Archivo

  • 12
    Noviembre
    2011

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    UN MAL CORSÉ PARA LA CULTURA

     El regidor de Cultura del ayuntamiento de Ontinyent, J. A. Calabuig Oviedo, presentaba hace unos días a los colectivos culturales de la ciudad el borrador, que como su propio nombre indica es manifiestamente mejorable, relativo a los estatutos que marcaran la pauta del futuro y primer Consell Local de Cultura.

    Cuando se alude a la presunta necesidad de enmendarse, no es ningún recurso al tópico, sino a la evidencia, la que destila  como objetivo una cultura ciudadana amateur, sin apostar por su sublimación, al carecer, por ende, en sus postulados de una necesaria eficiencia en la gestión, que no se vislumbra de forma expresa.

    Acercando la lupa analítica a algunos puntos de los estatutos compete apuntar lo siguiente:

    -El capítulo 2º, Composició, article 5é,  describe el organigrama de sus integrantes, formado por políticos, técnicos municipales del área en cuestión, o no, y representantes de entidades o asociaciones culturales, las que  pasen el embudo de una siempre cuestionable legalidad. La presidencia recaerá en el batle y la vicepresidencia en el regidor de turno, dando a entender que cuando resultan elegidos para sus cargos, por los votantes, reciben a modo de unas lenguas de sabiduría bíblica, que los sitúa por encima del resto de la ciudadanía. Con esta observación queda dicho todo al respecto. Máxime cuando, en un arrebato de generosidad señalan, en dicho borrador, que “Amb caràcter puntual, el Ple del Consell podrà convidar a participar en les seues reunions i deliberacions a qualsevol persona que per la seua trajectòria professional poguera assessorar al Consell en temes de caràcter cultural. En aquest cas, ho farà amb veu però sense vot”. Es decir que implícitamente reconocen  sus carencias, pese a arrogarse la capacidad de representar a un órgano consultivo. Eso si, pese a que el posible invitado les puede dar sopa con honda, en relación al asunto tratado, no renuncian a su poderío y le niegan el voto, por si acaso.

    También chirrían cuando en el Article 7é dan la representatividad exclusiva a “Les associacions o entitats culturals”, que para mayor agravio,  falta de perspectiva comarcal (Con estos mimbres ¿cómo aspiran a ser una verdadera capital vall d’albaidina?) y mentalidad de campanario, al especificar que dejaran de pertenecer al CLC cuando “les seues activitats no estiguen orientades fonamentalment a la promoció cultural de la població d’Ontinyent”, entre otros, segándole el paso a gentes de la comarca del nivel del escritor de Otos, Joan Olivares, del cineasta de Llutxent, Toni Canet, o del musicólogo de Aielo de M., Llorenç Barber.

    La excesiva burocracia para formar parte del CLC también asoma, en el Article 9è, con un listado de filtros que desvirtúan hasta el concepto cultural en si mismo.

    Y, lo que es peor, tanto papeleo para que el funcionamiento del Consell, según el Article 18é, se sustancie, como norma, en dos reuniones anuales.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook