Blog 
ERGO IPSO FACTO COLUMBO OREO
RSS - Blog de Alberto Soler Montagud

El autor

Blog ERGO IPSO FACTO COLUMBO OREO - Alberto Soler Montagud

Alberto Soler Montagud

Apasionado por la música. Soy un ferviente mahleriano aunque también un enamorado del jazz clásico que no renuncia a otras músicas siempre que lleguen a emocionarme. Me gusta tanto leer como escribir y a veces hasta crear una singular obra gráfica de la que he hecho varias exposiciones. En octubre d...

Sobre este blog de Comunitat

Este blog nace para que afloren algunas de mis inquietudes y mantiene una ventana abierta para que los seguidores plasmen libremente las suyas.


Archivo

  • 21
    Marzo
    2012

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    SENADO, GASTO ARMAMENTÍSTICO, DIPUTACIONES Y RECORTES

     Imaginemos que, mientras persista la situación de emergencia que ha impuesto la actual crisis, el Senado desapareciera, tal cual lo conocemos, y los senadores fueran sustituidos por un equipo de “políticos jubilados” que, a modo de "Consejo de Expertos Senior", mantuviera en activo una Cámara que según algunos expertos es tan prescindible como innecesaria.

     

    Es muy probable que fuera suficiente con uno, o a lo sumo dos, "senadores senior" por cada Comunidad Autónoma, aunque podría ampliarse la representatividad otorgando un senador por provincia a fin de contentar a los mas reticentes.

    Es ilustrativo conocer el dato de que en el Senado de los EEUU hay solo dos miembros por cada estado, es decir un total de 100 senadores, lo que equivale a uno por cada tres millones de americanos, mientras que en el Senado español nos representan 266 senadores, lo que equivale a uno por cada ciento setenta mil habitantes. Son cifras que hablan por si solas.

     

    El sueldo de los nuevos senadores

    Sería deseable seríaque cada componente del nuevo Senado no percibieran mas remuneración que la que ya cobra por su pensión como ex-político.

    Convendría que esta modificación de la Cámara Alta se mantuviera hasta que se normalizara la situación económica, o incluso se mantuviera de modo permanente si no se demostraba un menoscabo en las funciones del Senado y se evidenciaba un considerable ahorro en despachos, sueldos de altos cargos y cargos intermedios, secretarios y secretarias, coches oficiales, dietas y demás dispendios cuyo mantenimiento parece hoy superfluo mientras se cuestiona la utilidad del Senado y la ciudadanía soporta unos recortes que ya repercuten en sus necesidades básicas.

     

    Sacrificios para todos

    Cuando se le está pidiendo al pueblo muchos y grandes sacrificios, bueno sería que quienes nos gobiernan (y quienes gobernaron y ahora están en la reserva) sorprendieran a la ciudadanía con un gesto noble y altruista como sería su ofrecimiento como eméritos que aportaran su experiencia a un "nuevo Senado".

    A los reticentes habría que argumentarles que no es justo que mientras nuestra nación atraviesa una situación excepcional (en la que todo parece a punto de irse al traste) no se tomen medidas valientes y también excepcionales como la reforma del Senado. Esto solo para empezar, porque, sin duda se podrían hacer muchas mas cosas.

     

    Gasto armamentístico

    Otra de las interesantes medidas que muchos apuntan (no como consecuencia de la crisis, sino desde hace muchos años) es una reducción del gasto armamentístico como la que hace pocas semanas planteó el presidente Obama en su país al proponer un recorte de un veinte por ciento en el capítulo de defensa. Resulta incomprensible que con nuestra tasa de desempleo, el desmoronamiento de la clase media y los recortes que se están aplicando a partidas tan delicadas como sanidad y educación, aun ningún gobernante (de este gobierno ni del anterior) se haya atrevido a decir: "aquí no se compra un solo fusil hasta que la situación económica no mejore".


    Diputaciones Provinciales

    Otros organismos oficiales cuya desaparición no ocasionaría mas que un alivio para las arcas del Estado, serían las caducas y decadentes Diputaciones Provinciales que, en la actual España de las Autonomías. carecen de sentido. No hay mas que comprobar como las Comunidades Autónomas uniprovinciales, que carecen de diputaciones, tienen asegurados los servicios básicos en todos sus pueblos y aldeas por minúsculos y recónditos que éstos sean.

     

    Colofón

    Parece obvio que estas y otras medidas suavizarían el peso económico, impositivo y tributario que hoy recae sobre los ciudadanos. Sin embargo, y aunque la experiencia demuestre que aplicar el sentido común es sencillo y resolutivo en la resolución de situaciones complicadas, esa misma experiencia nos dice  que el sentido común es, en ocasiones, el menos común los sentidos.

     

    Alberto Soler Montagud

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook