Blog 
Quizá ya ocurrió
RSS - Blog de dona .

El autor

Blog Quizá ya ocurrió - dona .

dona .

Sobre este blog de Cultura

Quizá ya ocurrió es un lugar sacado de las brisas de un mar y sus brumas donde todas las ideas serán bienvenidas, sobre todo las infundadas y las que vienen de los que dudan y otros caprichos, y donde la evidencia, no será ni mucho menos suficiente para desmentir una verdad. En fin, ya me entienden....


Archivo

  • 29
    Marzo
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Benito Pérez (sin) Galdós

    “El dinero lo ganan todos aquellos que con paciencia y observación van detrás de los que lo pierden”. Benito Pérez Galdós.

       
    Una amiga me cuenta que ayer tuvo un sueño al borde de un camino sin interrumpir el paso, y hoy ha decidido hacerlo realidad... Vale, para un sábado de fieles difuntos no está mal hacer realidad un sueño.
      
    -¿Y cómo pretendes hacer realizar un sueño. Tú, la más triste poesía nunca escrita; para quien un charco es un océano; para quien una piedra del camino es un muro? Y en ese plan.
    -¿Qué no entiendes? 'Un sueño al borde de un camino sin interrumpir el paso'.
    -¿Me lo explicas?
    -¿El que tanto sabe y tantas lecciones de vida da por el simple hecho de ser viejo, me pide que se lo explique? ¡Chido!.
    -No sabes aguantar una broma...
    -¡Ah!, una broma, creí que era un chiste... Y eso que de reír entiendes más bien poco.
    -Se nota que no has dormido bien... o no te has acostado.
       
    ¡Qué carácter, Señor!. Para una amiga que tolera mis malos modales, si pienso, soy yo el que siempre pierde. (Mejor no pienso). Pero me hace recordar que yo nunca hice realidad un sueño... ¡Joder, dona, qué triste todo lo mío!. Esto de esperar a que las cosas se arreglen por sí solas o que alguien pierda lo que quieres, y lo encuentres, que esa es otra. Es un darle vueltas a la farola y nunca parar. Una amiga cansada de esperar decidió acometer 'un sueño al borde de un camino sin interrumpir el paso, y hoy ha decidido hacerlo realidad'. No entiendo nada. Sus palabras son un verdadero monumento a la insensatez.
     
    '... y poco a poco, sin darle un minuto más al tiempo, le fueron saliendo alas de mil colores'. Una amiga se transmutó (Quizá ya ocurrió) en una mariposa que siempre vuela libre en primavera he hizo realidad su sueño.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook