Blog 
Reflexions - Reflexiones
RSS - Blog de Antonio Ruiz Cano

El autor

Blog Reflexions - Reflexiones - Antonio Ruiz Cano

Antonio Ruiz Cano

Ex-Directivo de Empresas Públicas. Licenciado en Derecho y Graduado Social. Procuro ser objetivo en mis apreciaciones y fundamentar mis afirmaciones,con datos preexistentes, a ser posible contrastados.

Sobre este blog de Nacional

Reflexionar desde otra perspectiva y quizás diferente visión sobre los acontecimientos que nos afectan a los valencianos en todos los aspectos.


Archivo

  • 17
    Diciembre
    2015

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Nacional Valencia

    ESPECTÁCULO, MARKETING E ILUSIÓN O FANTASIA

    Es un hecho constatado en multitud de ocasiones, que los reality, los programas de cotilleo y, por supuesto, los deportes atraen los mayores niveles de share o cuotas de audiencia en TV, por este motivo, casi todos los candidatos a las elecciones legislativas del próximo 20D, se han lanzado a vender su imagen al gran público, haciendo "todo lo que sea necesario" con tal de buscar mayor proyección y difusión de su candidatura, así como mayor proximidad e incluso complicidad con la mayoría de los potenciales electores.

    Puede que a algunos votantes "serios", según su propio eslogan, no les gusten estos alardes americanoides, pero es innegable que, la utilización de los medios audiovisuales, permite  conocer al electorado muchos otros aspectos de la personalidad de los candidatos, aparte de los puramente políticos, porque los exhiban o porque los oculten celosamente.

    En mi opinión, todas las comparecencias, debates e intervenciones diversas en los medios de comunicación de los líderes políticos no sólo son recomendables para darse a conocer y comprobar sus aptitudes ante las cámaras, sino también para poder verificar la solidez, viabilidad y repercusiones de sus propuestas.

    Particularmente reconozco que el impacto causado por el candidato de Ciudatans en la presentación del programa de su partido, en cuantas ocasiones se le han brindado o ha provocado, han sido muy exitosas a la vista de los incrementos en intención de voto que se han producido desde las elecciones catalanas, sin embargo no consigo entender cuáles son las razones para que haya crecido tanto sus expectativas ante las próximas elecciones generales.

    Los motivos por los que no consigo entender este fenómeno son similares a los que también me impiden comprender cómo los perjudicados de las políticas antisociales y destructoras de los derechos laborales continúan votando al Partido Popular, que, por otra parte, se ha revelado, en los múltiples sumarios judiciales incoados, como una organización especializada en el fraude, nepotismo, corrupción, así como la valedora para facilitar la liquidación del sector público y del patrimonio del Estado.

    Quizá, en el caso de esta nueva formación política, con una imagen a todas luces más amable y moderna, además de un discurso renovador, que se muestra aparentemente como superador de todo tipo de diferencias entre los ciudadanos de este país, por arte de birlibirloque, pueda parecer que es una opción viable para salir del lodazal con el que nos ha encenagado el Partido Popular.

    Sin embargo, si analizamos serenamente los contenidos de las propuestas del Sr. Rivera, sin dejarnos influir por las soflamas de predicador, hábilmente utilizadas y expuestas de una manera simplista con verbo fácil y evocador de los tiempos del glorioso Movimiento Nacional, nos podremos percatar que sus planteamientos, lejos de beneficiar a la mayoría de los contribuyentes, es decir a trabajadores y pensionistas, creando mecanismos de compensación para las rentas bajas, sólo posibilitan, sin lugar a dudas, el incremento del fraude.

    No es difícil de intuir cómo y porqué el Sr. Albert, desconocedor absoluto del mundo laboral y criado en un ambiente cómodo de comerciantes que le permitió cursar sin problemas económicos su carrera universitaria, realiza, absolutamente convencido, desde su perspectiva totalmente sesgada, afirmaciones peyorativas como que "los trabajadores siempre quieren ganar más dinero" y que se opina que "los empresarios son todos malos".  Por este motivo no debe extrañar que su programa en esta materia se limite, poco más que a la engañifa del contrato único, sin mencionar absolutamente nada sobre la recuperación de los derechos arrebatados a trabajadores y sindicatos (únicos valedores ante los empresarios a los que se ha dejado inermes) por el partido actualmente en el poder.

    Casi todas las propuestas del candidato de Ciudatans son sorprendentes y como se ha podido deducir este ascenso no lo ha logrado sólo por las mismas, ya que realmente no son, en absoluto, atrayentes, como la subida del IVA. en los productos básicos, que en muchísimos casos son  los únicos e indispensables que pueden ser consumidos por los miles de pensionistas y trabajadores pobres, actualmente en régimen de subsistencia gracias a las políticas del Partido Popular.

    Todo su programa es un cúmulo de entelequias imposibles de digerir pero fundamentalmente en el aspecto político, con toda su verborrea reiterativa, este Peter Pan nos traslada a  su particular País de Nunca Volverán, ya que "ipso facto", todos los españoles olvidarán identidades, raíces, ideologías, etc. etc.  para confluir todos en el proyecto común de una España Encantada que parte de su pretendida centralidad y con arranque desde Cataluña, con un Senado "ad hoc" formado por los Presidentes de las Comunidades Autónomas, lo que se puede traducir como un retorno al pasado.  (http://www.levante-emv.com/blogs/reflexions-reflexiones/la-gran-esperanza-blanca.html).

    Ciertamente, esta opción renovada de la derecha, a mi entender más liberal, joven y moderna, que, tal como se está comprobando, goza del favor de un gran segmento de los medios de comunicación y que le han procurado el marketing oportuno, ha generado, derivativamente, cierta ilusión entre los votantes de la vetusta derecha de este país que huye de su adscripción o identificación con el partido que se ha significado por la corrupción y, por eso, entiendo que esta formación haya adoptado el eslogan "Con ilusión" , pero que a la vista de los contenidos de sus propuestas más bien debería rezar "Con fantasía" dada su inconsistencia.

    Podría abundar mucho más en otros aspectos que adornan la imagen de Albert Rivera para desnudarlo realmente y desvelar su verdadero ideario, así como esos planteamientos que defiende con tanta rotundidad en sectores vitales para la población, como la enseñanza, la sanidad y los servicios en general, en los que siempre aboga por la liberalización, a pesar de las desastrosas experiencias a las que nos ha abocado el Partido Popular

    En definitiva, parece evidente que esta formación política tiene todos los ingredientes para desterrar la vieja derecha, pero no debe confundir con su programa-ficción a las personas más necesitadas y que requieren las políticas de la izquierda.

     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook