10 de mayo de 2016
10.05.2016

Todos catalanoparlantes

10.05.2016 | 04:15

Consol Castillo retrasó su testificación en el caso Nóos, al negarse a hablar en castellano, diciendo que declaraba en Palma, no en Cuenca, cuando el tribunal le pidió si podía usar el español para no buscar a un traductor. Y añadió una frase ofensiva para todos los valencianos, como fue que todos los de la sala «son catalanoparlantes». Pareciendo más una persona de procedencia catalana que valenciana, pues de nada le había servido sus jornadas sobre «Llengua i cultura popular valencianes: El llenguatge popular valencià».

A pesar que la magistrada precisó que en cualquier caso tenía el derecho a declarar tanto en las dos lenguas cooficiales, pero que tenía que haber avisado antes para localizar a un intérprete, por lo que, la edil de Compromís dentro de su prepotencia y oportunismo para llamar la atención, recomendó que lo tuvieran previsto para otras ocasiones, por lo que no hubo otra solución más que posponer la comparecencia a la espera de localizar a un traductor.

Pienso que la importancia de su testimonio, fue nula, ya que lo único que quedó claro es que no había obtenido ninguna información, sobre los contratos con el Instituto Nóos a pesar del puesto que tenía en el Ayuntamiento, por lo que me da la impresión de que si no hubiese sido por su negativa a declarar en castellano, hubiesen pasado desapercibida sus declaraciones en este caso. Enrique Fernández Iniesta. Valencia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook