23 de octubre de 2015
23.10.2015

Los entes vecinales de Vila-real exigen que las ayudas tengan un mínimo fijo

Actualmente toda la subvención municipal se adjudica en base a las actividades Las asociaciones mantienen la primera reunión con el edil para sentar las bases de la nueva ordenanza

23.10.2015 | 08:53
Los entes vecinales de Vila-real exigen que las ayudas tengan un mínimo fijo

Las asociaciones de vecinos de Vila-real quieren que la nueva ordenanza que regula su funcionamiento y subvenciones tenga dos partidas para cada entidad vecinal, una fija para todas ellas destinada a cubrir sus gastos ordinarios y otra variable en función de las actividades realizadas.

Así lo expresaron los responsables de las asociaciones al concejal de Participación Ciudadana, Xavier Ochando, en una reunión mantenida ayer y que sirve como la primera toma de contacto entre las dos partes interesadas.

El secretario de la Federación de Asociaciones de Vecinos, Joaquín Bartoll, explicó a Levante de Castelló que el objetivo es «repartir mejor el dinero», de forma que además de las actividades la ordenanza garantice a cada asociación el pago de una cantidad mínima que les permita asumir costes fijos como luz, Internet o el seguro de responsabilidad civil, «que desde hace un tiempo es obligatorio».

La otra gran reivindicación de los entes vecinales ante la reforma del texto es el alivio de la burocracia, que según Bartoll no es ágil, entre otras cuestiones porque cada ayuda que reciben tiene que pasar obligatoriamente por comisión de gobierno, cuando apunta que «podría ser suficiente con la firma del alcalde, o de un técnico».

Ochando, que recogió las propuestas y se comprometió a que los técnicos municipales estudiarían su viabilidad legal, reconoció que hay margen para trabajar en construir un reglamento «más ágil y flexible». El edil no entró a valorar el resto de propuestas vecinales, a la espera de conocer el diagnóstico legal. En este sentido, apuntó que su función como concejal de Participación Ciudadana era «canalizar las demandas de las entidades, no valorarlas».

Además de las reivindicaciones vecinales, Ochando explicó que la actual ordenanza ha quedado obsoleta en algunos aspectos técnicos, y que también es buen momento «para consensuar un texto que potencie la participación ciudadana» y que agilice la gestión de las subvenciones que reciben las casas de barrio. El edil de Compromís también presentó sus propuestas a los presentes en la reunión, que pasan fundamentalmente por «facilitar a las asociaciones su gestión económica, de forma que reciban el 80 % de la subvención a principios de año y el resto al final». En la actualidad, el consistorio paga el 60 % a inicios de ejercicio y el 40 % restante a finales del mismo.

Asimismo, Ochando pretende que la federación que agrupa a los 15 entes reciba subvenciones, ya que cree que esta institución puede tener un papel interesante a la hora de «fortalecer el asociacionismo» y «fomentar un mejor funcionamiento a nivel administrativo y organizativo». En dos semanas habrá un nuevo encuentro y, salvo que las negociaciones duren más de lo previsto, la intención del ayuntamiento es que el texto esté consensuado y aprobado en noviembre, momento en el que se abriría un periodo de alegaciones hasta final de año. «Nos gustaría que la ordenanza estuviera en vigor a principios de año y podamos otorgar las subvenciones en los primeros meses de 2016».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

EL HUMOR GRÁFICO DE XIPELL


anteriorsiguiente

Playas en la Comunitat Valenciana

Los mejores restaurantes en Valencia

Descubre las playas de Alicante, Castelló y Valencia y el mapa con todas las playas. ¡Vota tu playa favorita, envía fotos de las playas y decide dónde pasar tus días de sol!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine