16 de noviembre de 2016
16.11.2016
Opinón | Las cuarenta

En blanco y negro

17.11.2016 | 12:19

Tan pronto aparece un aficionado feliz con la intervención municipal que dice forzar la ampliación de capital en el CD Castellón de nuestros desvelos, como salta otro, bidón de agua helada en ristre, para minimizar aquella gestión y poner en duda el éxito final. Igual viene un hincha poniendo en valor los puntos conseguidos hasta la fecha en tan deteriorado escenario y condiciones, como surge de la nada el agorero que da la temporada por perdida. Y así sucesivamente en cuantos debates se plantean con el blanco y el negro de las camisetas como algo más que colores, una irreverente razón de vida, un vaivén de sentimientos encontrados que deviene las más de las veces en luchas cainitas. Y no es eso.
Vale que se ponga en solfa la credibilidad de David Cruz y que ello obedece a un incontestable ejercicio empírico. Se ha ganado la condición de mentiroso y provocador de tantos impagos como acumula o promesas como incumple, mas no es ello responsabilidad de la alcaldesa que le ha arrancado ese compromiso al todavía presidente de dar un paso atrás. Evidentemente está robando tiempo, en espera de esa oferta que salve su culo. Pero más que vender necesita un milagro que por supuesto nunca desmentirán quienes pregonaron los falsos compradores. En el cadalso, Cruz tampoco ha ofrecido nada extraordinario. No se puede olvidar la obligación legal de ampliar capital en una sociedad en causa de disolución, como tampoco regala concesión alguna renunciando a su derecho preferencial quien no tiene dinero ni para cubrir el día a día del club.

Eso sí, ha pasado una semana desde el órdago de Amparo Marco y todavía no se ha producido ni la convocatoria de la junta general de accionistas a quien compete la solución mercantil, ni mucho menos la presentación de un plan de viabilidad. No creo que fuera un farol la amenaza de expulsar a Cruz de Castalia, que no al equipo ni a su afición. Él también lo sabe, pero en esa espera confía y negocia que aquellos que le apoyaron durante tanto tiempo y con tantos favores de por medio, le faciliten una salida airosa, si no en lo económico al menos maquillando su imagen. Así lo había implorado el propio Cruz en una reunión polémica –por descubierta–, y algo conseguirá a tenor de cómo se justifican recién amanuenses y turiferarios.

Mientras tanto, bien hará el ayuntamiento y la afición en no bajar la guardia. El domingo es una buena ocasión para demostrar el señorío y la reivindicación, porque en puridad nada se ha conseguido más que palabras. Y de nuevo traigo a colación la importancia de que en vez de cien personas detrás de una pancarta sean mil, que es gratis y una manera cívica de expresarse. Como tampoco está de más reforzar la pañolada porque la taquilla nunca será bastante para posibilitar que Cruz participe en la ampliación.

Más allá de la protesta, tan sonora como educada, es la afición el mejor garante del cumplimiento de ese precepto legal, pongamos por caso con una denuncia. Cualquier accionista puede exigir la ampliación de capital vía judicial.

Y sobre todo el ayuntamiento y el juez deben llamar a capítulo al administrador concursal, habida cuenta de que el embrollo nunca hubiera llegado hasta estos extremos sin una colaboración profesional por la que ha cobrado. Ya en harina, y con el cariñoso reconocimiento de que la afición no puede hacer más, digo suscribir todas las acciones que salgan a la venta para asegurar la supervivencia y hasta la autosuficiencia, sólo desde la plaza Mayor se puede tutelar una Fundación que garantice que el capital suscrito no revierta en manos extrañas y se pueda redistribuir entre el empresariado local. La catarsis está en casa. Lo demás huele, y según qué firmas más.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Castelló

Herido un hombre por cogida de toro en Soneja

Después de ser atendido durante una hora en el Hospital de Sagunt ha sido dado de alta

El estreno del Menador marca una nueva época de la cultura en Castelló

El estreno del Menador marca una nueva época de la cultura en Castelló

La inauguración pone fin a un trayecto administrativo de ocho años. La alcaldesa y el rector...

El bar más «Urbano» de la ciudad de Castelló

El bar más «Urbano» de la ciudad de Castelló

La familia Grau-Adell impulsó el negocio en los años 60 y, actualmente, sus cuatro hijos siguen...

Porcar suprime la figura del ermitaño que ha regentado Mulet durante 16 años

Porcar suprime la figura del ermitaño que ha regentado Mulet durante 16 años

Sustituye el antiguo cargo municipal por un reconocimiento honorífico de un año de duración y...

Cevisama, una feria «magnífica»

Cevisama, una feria «magnífica»

El presidente del certamen, Manuel Rubert, asegura que el éxito del salón valenciano es el reflejo...

Paula Cubertorer, reina de Almassora

Paula Cubertorer, reina de Almassora

El salón de plenos acoge el nombramiento de la joven y las damas Alba Caravaca, Irene Delgado,...

EL HUMOR GRÁFICO DE XIPELL


anteriorsiguiente

Playas en la Comunitat Valenciana

Los mejores restaurantes en Valencia

Descubre las playas de Alicante, Castelló y Valencia y el mapa con todas las playas. ¡Vota tu playa favorita, envía fotos de las playas y decide dónde pasar tus días de sol!

 

Suscriptor | Comunitat Valenciana

Contenido exclusivo para suscriptores digitales
La deuda urbanística de gobiernos del PP sube a más de 920 millones

La deuda urbanística de gobiernos del PP sube a más de 920 millones

Solo Marina d'Or reclama más de 600 millones de euros por la deficiente tramitación de su proyecto...

Enlaces recomendados: Premios Cine