20 de noviembre de 2016
20.11.2016

Cómo procesar la música

20.11.2016 | 00:47

El investigador brasileño de musicoterapia para autistas, Gustavo Gattino, explica que todo cerebro consta de tres cortezas y cada una posee determinadas capacidades. Para procesar la música nosotros utilizamos solo la corteza auditiva primaria, mientras que para el habla hacemos uso de las tres existentes, especialmente la última –neocortex– más desarrollada y presente solo en el cerebro de los seres humanos.

«En el caso del autismo, las segunda y última capa están dañadas, de modo que un paciente con este trastorno emplea solamente la corteza primaria para todas sus actividades, incluida el habla, produciendo así una sobrecarga y dificultando el proceso de emisión y recepción verbal», comenta Gattino.

En cambio, como la música solo requiere de la primera corteza, el paciente se siente mucho más cómodo con ésta, desarrollando a menudo capacidades musicales superiores a las del resto de personas con una estructura cerebral típica. Neurólogos y psicólogos observaron este fenómeno como una oportunidad para tratar el autismo, incluyendo paulatinamente música en las sesiones y creando finalmente las bases de una nueva modalidad llamada «musicoterapia». Ésta tiene como ventaja una sustitución de la herramienta: música en lugar del habla, creando un clima mucho más afable para trabajar objetivos como el incremento del contacto visual, mejora de la coordinación o desarrollo del lenguaje corporal. m. m. s. castelló

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

EL HUMOR GRÁFICO DE XIPELL


Playas en la Comunitat Valenciana

Los mejores restaurantes en Valencia

Descubre las playas de Alicante, Castelló y Valencia y el mapa con todas las playas. ¡Vota tu playa favorita, envía fotos de las playas y decide dónde pasar tus días de sol!

 
Enlaces recomendados: Premios Cine