El Consell cargará el coste de la potabilizadora en la Ribera tras las elecciones de 2015

La Generalitat no tiene previsto incluir en el recibo del agua la amortización hasta después de la cita electoral

01.12.2013 | 01:28

El Consell de Alberto Fabra ya tiene decidido no cargar hasta después de las elecciones autonómicas y municipales de mayo de 2015 el coste de las obras del plan de abastecimiento de agua potable que ha ejecutado en los últimos años, y que ascienden a 60 millones de euros, en el recibo de 250.000 vecinos de la Ribera.
El departamento que dirige el vicepresidente José Císcar sólo autoriza que se incluya en los recibos el coste de la permuta de agua con los regantes, que ha quedado fijado en siete céntimos de euros por metro cúbico y un canon por la explotación de la planta potabilizadora. Pero, de momento, no repercutirá a los vecinos la amortización de las obras. Será a partir de 2015, tras la consulta electoral, cuando los ayuntamientos tendrán que modificar las ordenanzas del agua.
La conselleria calcula como precio final del agua potable en la Ribera unos 0,34 euros por metro cúbico, con el coste de amortización de las obras. Sin embargo, desde el Consell han señalado en diferentes reuniones con alcaldes y concejales que aún no se ha calculado al detalle la factura final.
Más pagos en plena crisis
En el fondo de la decisión del Consell se intuye que no es el momento más adecuado para cargar en exceso el coste de servicios esenciales como el agua en plena crisis y con una comarca muy soliviantada por los numerosos casos de contaminación de las aguas de uso doméstico de los últimos tiempos.

Heráldica

Los mejores restaurantes en Valencia

¿Conoces la historia y los orígenes de tu apellido? Visita nuestro canal de Heráldica y descarga tu lámina. Si no encuentras tu apellido, pídelo gratis.

 
Enlaces recomendados: Premios Cine