13 de mayo de 2016
13.05.2016
Educación

La bajada de ratio llega por decreto

El Consell aprueba hoy la normativa del descenso progresivo de alumnos por clase que Educación comenzó a tramitar hace seis meses - En el proceso de admisión de alumnado para el próximo curso ya se aplica la reducción a 25 niños en Infantil 3 años

13.05.2016 | 03:00

La bajada progresiva de la ratio máxima de alumnos por aula desde Infantil hasta Bachillerato y Formación Profesional que la Conselleria de Educación comenzó a negociar el pasado noviembre con los sindicatos se plasmará en forma de un decreto que hoy tiene previsto aprobar el Pleno del Consell, según aseguran fuentes del departamento del conseller Vicent Marzà.

El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, lo avanzó ayer en las Corts al anunciar que la Generalitat va a emplear los «pocos recursos» de que dispone en trabajar para conseguir una educación «de máxima calidad» y «en los próximos días» el gobierno valenciano aprobará un decreto en el que «se reducirá el máximo de alumnos por aula en todas las etapas educativas».

Esta fue su respuesta durante la sesión de control en las Corts, ante la pregunta de la portavoz del PP, Isabel Bonig, sobre la política educativa del Consell y si se va a atender «el clamor social» que pide el cambio de la misma. Puig replicó que «el clamor social, el que había era contra la política del PP de los últimos 20 años», que dejó «un 37 % de fracaso escolar».

La disminución del número máximo de alumnos por aula, inflado un 20 % en 2012 por el PP para ahorrar en la contratación de maestros, fue la punta de lanza de las protestas contra los recortes. El decreto que aprobará el Consell, casi seis meses después de que comenzará a tramitarse como una orden, ordena una reducción paulatina de la ratio que contrasta con la bajada generalizada que tanto el PSPV como Compromís prometieron durante la campaña electoral autonómica.

La Generalitat del PP aplicó a rajatabla el Real Decreto-ley 14/2012, de 20 de abril, de medidas urgentes de racionalización del gasto público en el ámbito educativo, y en el curso 2012-13 incrementó de golpe la ratio en todas las Enseñanzas de Régimen General. Así, se pasó de un máximo de 25 a 30 niños en Infantil y Primaria, de 30 a 36 en ESO y FP, y de 35 a 42 en Bachillerato.

Critica a los recortes del PP
En este sentido Puig, reprochó ayer a Bonig que el PP, tras incrementar las ratios, cerrara 612 aulas en 2012 y redujera la plantilla docente de la enseñanza pública en 4.000 profesores en cuatro años.

Un incremento que tanto PSPV como Compromís, entonces en la oposición, así como las Ampa y los sindicatos docentes vincularon con el fracaso escolar y el cierre de aulas en la pública por el trasvase de alumnado a la concertada.

No fue hasta finales del pasado agosto cuando el Gobierno permitió volver a las ratios anteriores, algo imposible de ejecutar para este curso a pocos días de empezar las clases.

El decreto prevé de cara al próximo curso, algo ya contemplado en el proceso de admisión de alumnado que se abrió este lunes, aplicar una vuelta progresiva de las ratios a los niveles anteriores a 2012 en los primeros cursos de cada etapa „25 en Infantil 3 años, 30 en primero de ESO y de los ciclos de FP, y 35 en 1º de Bachillerato„ salvo en Primaria, que se considera una continuación de Infantil.

Esta reducción paulatina, criticada por los sindicatos docentes y las ampa de la pública, supone que se tardará 9 años, hasta el curso 2024-25, en revertir los recortes en toda la etapa de Infantil y Primaria.

Doce millones de inversión
Varios obstáculos frenan la bajada generalizada prometida. El primero es económico: la reducción sólo en los niveles iniciales se traduce en una inversión de 12 millones recogida en los presupuestos de 2016 para contratar a mil docentes.

El segundo freno es administrativo, pues el Ministerio de Hacienda no permite al Consell ampliar la plantilla docente más allá de la reposición del 100 % de jubilaciones.

La tercera barrera es técnica: bajar a la vez la ratio en todos los cursos, cuando la mayoría de centros carecen de espacios para desdoblar aulas, supondría tener que echar del colegio a niños ya matriculados, algo que es ilegal.

El decreto sí que contempla, no obstante, no cubrir las bajas en la aulas en las que se superen las ratios máximas previas a los recortes. Es decir, que si en un grupo de ESO con 36 estudiantes se va algún alumno a lo largo del curso no se cubrirá dicha vacante mientras haya más de 30 alumnos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Calendarios 2017/18

Calendario Laboral y Escolar Comunidad Valenciana

Consulta el calendario de 2017/18

Todos los días festivos nacionales, locales y de las ciudades de València, Castelló y Alicante de 2017 y 2018, así como el calendario escolar para el curso 2016/17.


Enlaces recomendados: Premios Cine