14 de julio de 2016
14.07.2016

Siete alumnos del Pureza de María se quedan sin plaza en bachiller por la ratio

Los padres presentan alegaciones ante la conselleria y se reúnen con la interventora y el consejo escolar

14.07.2016 | 15:00
El pabellón de Secundaria del colegio.

La rebaja de la ratio en 1º de Bachillerato ha dejado sin plaza en el colegio Pureza de María de Ontinyent a siete estudiantes, que han cursado toda la etapa educativa, desde los 3 años, en el colegio ontinyentí. El pasado lunes se hacían públicas las listas provisionales y la sorpresa de los siete alumnos fue mayúscula al conocer que no tenían plaza en su colegio «de toda la vida». Cuando los estudiantes realizaron la preinscripción en el centro para 1º de Bachillerato la ratio estaba en 42 alumnos por aula, pero un decreto de la Conselleria d'Educació rebajó en mayo la ratio a 35, y siete alumnos se quedaron sin plaza. De esos siete, dos voluntariamente han buscado otro instituto, pero los otros cinco quieren seguir en el Pureza de María, donde han estudiado infantil, primaria y secundaria.

Los padres se han movilizado para que sus hijos sigan en el mismo colegio, un centro concertado. Ayer, Mercedes Pastor, madre de un alumno y concejala del PP de Ontinyent señaló que los padres «vamos a luchar para que nuestros hijos sigan en su colegio de toda la vida». Pastor explicó a este diario que los padres «vamos a presentar conjuntamente alegaciones en la conselleria para que como medida cautelar no se aplique el decreto de la ratio» y los alumnos puedan seguir en el Pureza de María.

La movilización de los padres les llevó ayer a participar en el consejo escolar que se celebraba en Ontinyent, y en el que estuvo presente el concejal del área, Óscar Borrell, así como una inspectora de educación. Pastor señaló que han mantenido varias reuniones con el inspector de educación de la zona „que ayer no estaba presente en el consejo escolar„ y que éste «no nos ha dado respuesta al problema».

El consejo escolar mostró su predisposición a tratar el asunto, aunque los padres «desconfían» y esperan actuaciones. La inspectora presente en el consejo ayer les expuso que hoy hay prevista una reunión de inspectores y en el encuentro se tratará de «dar salida al problema, para no fastidiar a los estudiantes», indicaba Mercedes Pastor, quien lamentaba que el decreto de conselleria «salió cuando la preinscripción ya estaba en marcha. Nos cambian las reglas cuando el partido ya está comenzado», denunciaba. Añadió que algunos padres «de haber sabido que la matrícula corría peligro habrían buscado otro instituto».

Malestar entre los alumnos

Los alumnos sin plaza están muy afectados por la decisión y el malestar crece entre los estudiantes, que tienen a sus amigos y compañeros en el Pureza de María. Las listas definitivas podrían salir la semana que viene y los padres y los alumnos confían en que se resuelva el asunto y puedan seguir en el mismo colegio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine