07 de septiembre de 2016
07.09.2016

El avance del presupuesto de Xàtiva aumenta a 1,3 millones la inversión con recursos propios

Las cuentas se incrementan un 11% por el incremento de la recaudación provocado por las inspecciones catastrales

07.09.2016 | 10:05

La comisión de Hacienda del Ayuntamiento de Xàtiva ha aprobado por unanimidad las líneas fundamentales que conformarán el presupuesto de 2017. El proyecto, que debe ser remitido al Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas antes del próximo día 15, contiene las magnitudes económicas básicas que después conformarán el presupuesto municipal del próximo ejercicio, según destacaron ayer fuentes consistoriales.

Para 2017, el presupuesto se eleva de 22,2 a 24,6 millones de euros, lo que representa un incremento del 10,8%. Este incremento se explica básicamente por la confluencia de factores como el incremento de la recaudación provocado por las inspecciones catastrales llevadas a cabo en 2016, el incremento en la participación en los tributos del estado y la contratación de un préstamo para afrontar las recientes sentencias que condenan al ayuntamiento a pagar indemnizaciones por expropiaciones de terrenos para la construcción de la Ciutat de l'Esport llevadas a cabo durante la etapa de Alfonso Rus al frente del consistorio, «obligaciones que nos han caído como un jarro de agua fría», destacan fuentes del actual equipo de gobierno.

El concejal de Hacienda, Ignacio Reig, hace hincapié en el repunte de la partida de inversiones netas que pasa de 0'8 a 1,3 millones de euros, al margen de la inversión en terrenos que fueron adquiridos en la época de Rus pero que continúan pendientes de pago nuevos años después: «cerraremos 2016 „explica el edil„ con una deuda bancaria a largo plazo en los 13 millones de euros, tras varios años amortizando préstamos a un ritmo de tres millones al año. Pensamos que es hora de relajar el ritmo de amortización. Además, es necesario ir liquidando las cantidades que se adeudan a varios particulares que están pendientes de cobro, algunos desde hace nueve años. Lo tienen ganado en los juzgados y lo más sensato es afrontar el pago de forma gradual», agrega el edil. Y reconoce que queda pendiente la liquidación judicial de los sobrecostes de la Ciutat de l'Esport.

Impuestos congelados

Tras varios ejercicios con dinero retenido por el gobierno central, las liquidaciones vuelven a ser claramente favorable al consistorio, con un incremento de 556.000 respecto al 2016. Las inspecciones catastrales realizadas supondrán un ingreso extra de 205.000 euros, al margen de ingresos atrasados. Reig explica las lineas generales: «no vamos a subir impuestos. Cierto es que nos beneficiamos de las revisiones catastrales de 2016. La participación en tributos del estado se incrementa por fin, lo que deja margen de maniobra para establecer algunos beneficios fiscales».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine