15 de febrero de 2018
15.02.2018

Un viaje cultural y sensorial por el pasado de Ontinyent

La regidora Sayo Gandia y la empresa la Fragua de Vulcano avanzan los detalles del despliegue de ambientación medieval previsto los días 23, 24 y 25

15.02.2018 | 08:32
Sayo Gandia y Alberto Almagro, ayer en Ontinyent.

Ontinyent Medieval ofrecerá «un viaje cultural y sensorial» al pasado de la ciudad a través de sus tres zonas diferenciadas, en las que se tendrá especial cuidado con los detalles de ambientación. La concejala coordinadora de la actividad, Sayo Gandia, daba ayer nuevos detalles en torno al renovado mercado medieval de la capital de la Vall que organizan el Ayuntamiento, la Diputación de Valencia y la Societat de Festers, y que tendrá lugar el fin de semana del 23 al 25 de este mes en el centro histórico de Ontinyent.

Gandia, que comparecía ante los medios acompañada de Alberto Almagro, de la empresa La Fragua de Vulcano, animaba a los habitantes de las localidades vecinas «a acompañarnos y disfrutar de una cita que va mucho más allá de un mercado medieval», destacando especialmente la Vila dels Oficis y el Zoco Árabe, en el barrio de la Vila, donde se podrá conocer cómo trabajaban los herreros, afiladores, ceramistas, perfumistas, esparteros y tallistas, entre otros oficios ubicados entre la calle Trinidad y la plaza de d'Alt. La segunda zona estará comprendida la plaza Mayor y la plaza de Baix, donde habrá 110 puestos de venta de artesanía y gastronomía, y finalmente el tercer espacio será la Zona Jove, en la explanada de Tortosa y Delgado, donde el sábado a partir de las 20:30 horas tendrá lugar la actuación del grupo local Limbotheque.

La regidora añadía que «la villa de oficios y el zoco árabe ofrecerán una recreación histórica muy visual, pero tanto esta zona como el resto de espacios van a contar con una ambientación que llegará al resto de sentidos: el olor de los perfumes o del incienso; los sabores de una amplia variedad gastronómica; el tacto de los materiales de los diversos productos; el calor y la luz de las antorchas... Vamos a cuidar de todos los detalles para hacer un verdadero viaje al Ontinyent hace más de 800 años en un espacio perfecto para hacerlo, como es el núcleo histórico de la ciudad», destacó.


Exposiciones y ambientación

El despliegue contará también con una exposición de elementos de tortura y otra de fotografía festera, cedida por AFO; juegos infantiles, demostraciones, un ensayo de los bailes de la Tartuga i l'Àguila (con la colaboración musical de la Colla y la Associació de Gegants i Cabets) y hasta 25 actividades de animación con personajes como juglares, bufones o caballeros. Alberto Almagro añadía que todos aquellos que se hagan un selfie en la Vila dels Oficis podrán recoger un regalo y un vale para una consumición en un punto de información habilitado a tal efecto, donde también se podrá acceder a los detalles del concurso fotográfico para Instagram.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine