19 de junio de 2017
19.06.2017
Toros

¿Sabías que cuando un toro mata a un torero se sacrifica a la vaca madre?

Deshacerse de la madre del astado es una tradición en el mundo taurino en ese caso

20.06.2017 | 09:18
¿Sabías que cuando un toro mata a un torero se sacrifica a la vaca madre?

El fin de semana ha estado marcado por el trágico fallecimiento del torero vasco Iván Fandiño, tras recibir una cornada fatal en Francia y que lo convierte en el segundo diestro español que muere por esta causa en lo que va de siglo. El torero murió en el traslado en ambulancia entre Aire Sur L'Adour y Mont de Marsan, en el transcurso de los 33 kilómetros que separan ambas ciudades, tras no superar un segundo paro cardiaco y después también de sufrir un importante derrame interno.

La muerte de la familia de Provechito

El torero de Orduña, de 36 años, fue corneado mortalmente por el toro Provechito, número 53, negro de capa, nacido en marzo de 2013, y perteneciente a la ganadería de Baltasar Ibán. Sin embargo, lo que no todo el mundo sabe son las reglas de la tauromaquia; una de sus tradiciones estipula que tras la muerte de un matador durante una corrida, el ganadero responsable del astado debe sacrificar a la madre del animal.

Este hecho supone una gran pérdida económica para el ganadero, ya que los toros de lidia se obtienen tras una selección minuciosa. Deshacerse de la familia significa no poder vender los astados para ser toreados, así como el desprestigio hacia su casta, algo muy negativo en el supersticioso mundo taurino.

La última vez que se cumplió en España con esta tradición fue, precisamente, con la muerte de Víctor Barrios. La familia de Lorenzo, el astado que causó la muerte del torero, fue sacrificada aunque se da la casualidad de que la vaca madre (de nombre Lorenza) ya había sido ajusticiada días antes por cuestiones de edad.

Sin embargo, en el caso de Fandiño existe una particularidad. El toro Provechito no era de los que le había tocado en suerte al diestro fallecido, sino a Juan del Álamo. De hecho, la tragedia sucedió durante el tercio de quites, en el que Fandiño citó por chicuelinas al astado de Del Álamo. De ahí que el ganadero, por el momento, no se haya pronunciado sobre el futuro de la vaca madre, bien porque no cumple la letra de la tradición, bien por prudencia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Cultura

La memoria de Bombas Gens

El centro sociocultural exhibe elementos arqueológicos recuperados como piezas de las bombas,...

Montserrat, cita con solera

La flamante Orquesta Barroca de Alicante inaugura esta noche la Setmana Internacional de Música de...

Román continúa creciendo

Román continúa creciendo

El torero de Benimaclet destaca en una faena de inteligencia y capacidad al buen tercero -...

Ese capítulo tan raro de Twin Peaks del que todos hablan

Ese capítulo tan raro de Twin Peaks del que todos hablan

Lynch ha vuelto a rizar el rizo con uno de los episodios más transgresores emitidos en televisión

U2 reconquista Barcelona

La banda irlandesa repasó su álbum 'The Joshua Tree' ante 55.000 personas en el Estadio Olímpico

Mucha música y pocas bibliotecas

Mucha música y pocas bibliotecas

Un libro sobre los hábitos culturales de los valencianos revela que el cine y la lectura son dos...

Restaurantes en Valencia

Los mejores restaurantes en Valencia

Descubre los mejores restaurantes de tu zona: Gandía, Torrent, Sagunt... y disfruta de la cocina valenciana.
Todos los restaurantes de Valencia

 

Heráldica

Los mejores restaurantes en Valencia

¿Conoces la historia y los orígenes de tu apellido? Visita nuestro canal de Heráldica y descarga tu lámina. Si no encuentras tu apellido, pídelo gratis.

 
Enlaces recomendados: Premios Cine