15 de febrero de 2016
15.02.2016
Baloncesto
Joventut 6673Valencia BC
 

Inyección de moral para la Copa

El Valencia Basket supera en un partido trabado al Joventut para defender una jornada más su liderato en la Liga Endesa

15.02.2016 | 04:15
Hamilton intenta obstaculizar a Paul cuando entra a canasta.

No siempre se puede ganar de manera brillante y jugando bien. Al final estas victorias suman lo mismo que las conseguidas haciendo un buen baloncesto y deleitando a la grada. El Valencia Basket volvió a ganar en Liga, tras caer la semana pasada en Vitoria, en un choque trabado, lleno de errores y donde la mayor virtud del Joventut, que eran los triples, se convirtió en su losa. Estímulo moral para el grupo de Pedro Martínez, que llegará a la Copa, en A Coruña el próximo jueves, como líder en solitario y con el brote anímico que siempre supone llegar ganando.

Y es que desde el comienzo, el Valencia Basket arrancó el partido sin la concentración habitual. Pese a que el Joventut afrontaba el duelo con las bajas por lesión de dos de sus jugadores más importantes en la pintura como Drame y Miralles, fue precisamente ahí, en la pintura, donde el conjunto verdinegro hizo daño a los taronja con mención especial para Suton,? que marcó la iniciativa desde el principio. Los de Pedro Martínez unieron su falta de acierto a las pérdidas de balón, hasta seis en el primer cuarto, para apenas anotar y jugar con criterio. Si esto se une a que el Joventut, con la salida de Suton de la pista, perdió capacidad anotadora, se llegó con un raquítico 12-10 al finalizar los primeros diez minutos.
En el segundo cuarto, el Valencia Basket consiguió la primera ventaja en el marcador tras triple de Shurna (12-13). Fue algo anecdótico porque el juego seguía sin ser fluido y por dentro el Joventut unió su hasta ese momento inexistente acierto exterior para volver a tomar el mando en el electrónico con ventajas que nunca fueron mayores de cuatro puntos (29-25). Individualidades de Hamilton y Dubljevic hicieron que los valencianos se fueran al descanso solo con un punto de desventaja pero con una mala imagen mostrada en la pista (31-30).

La segunda mitad no varió demasiado hasta que un inspirado Shurna con tres triples marcó un punto de inflexión en el encuentro para logar la máxima ventaja hasta el momento (40-49). Un buen trabajo continuo de los pívots permitió a los valencianos llegar con ventaja relativamente cómoda al acabar el tercer período (48-55).

El último cuarto tuvo emoción. Los verdinegros no le perdieron la cara al choque y con los triples de Paul y Suton, unido al desacierto exterior de los taronja, minimizaron la ventaja valenciana para dejarla a su mínima expresión (62-63). A partir de ahí imperó el oficio. Diot y San Emeterio tomaron galones para liderar al equipo y la obsesión de los de Badalona por sumar puntos desde el triple en un día no estuvieron inspirados (23% de acierto) impidió sus opciones de ganar el choque.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine