11 de febrero de 2016
11.02.2016
Trama Púnica

Registran la sede del PP en busca de pruebas de blanqueo

Agentes también inspeccionaron las casas de Javier López, directivo de OHL, y Beltrán Gutiérrez, exgerente del PP

12.02.2016 | 13:37
Play
Registran la sede del PP en busca de pruebas de blanqueo

El juez del caso Púnica Eloy Velasco ordenó ayer cinco registros para investigar posibles pagos del empresario Javier López Madrid al PP madrileño, entre ellos el del despacho de su exgerente Beltrán Gutiérrez Moliner en la sede de los populares en la calle Génova.

Los agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil registraron los domicilios del empresario -consejero de OHL y yerno de Juan Miguel Villar Mir- y del exgerente del PP, pero también dos despachos del primero y el que el segundo tiene en la sede del PP de Madrid, donde inspeccionaron su ordenador.

El juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco investiga posibles delitos de blanqueo de capitales y de cohecho dentro de la trama de corrupción Púnica que afecta al PP de Madrid.

La investigación parte de las anotaciones encontradas al ex secretario general del PP madrileño Francisco Granados, uno de los principales líderes de la trama y a quien el juez ya dijo durante su declaración que creía que parte del dinero "hinchado" en los contratos se lo repartían entre el partido y él.

El juez adelantó los registros "con urgencia" por la publicación en un medio de comunicación en días pasados de parte de la investigación, han indicado fuentes jurídicas.

A primera hora de la tarde, los agentes de la UCO revisaron el ordenador personal de Gutiérrez Moliner en presencia de este, pero no se lo llevaron, indicaron a Efe fuentes del partido.

Gutiérrez Moliner dejó de ser gerente del PP de Madrid en octubre de 2014, tras 14 años en el cargo, tras conocerse un informe de Bankia que revelaba que gastó 58.000 euros con una 'tarjeta black' de Caja Madrid emitida al margen de los circuitos regulares por su condición de consejero de la entidad.

El exgerente dejó el cargo después de que la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, lo hubiese destituido como asesor municipal y tras pedir su cese el día anterior la dirección nacional del Partido Popular, de la que dependía orgánicamente.

Hasta el día de hoy mantiene la condición de empleado del Partido Popular, que ya ostentaba antes de ser nombrado gerente.

Por su parte, López Madrid es uno de los consejeros delegados del Grupo Villar Mir, holding de empresas entre las que se encuentra OHL, y ya apareció en la investigación de la Púnica por el uso que los cabecillas de la trama hacían de su yate en Marbella.

Uno de los despachos que se ha registrado está en Torre Espacio, edificio en el que se encuentran las oficinas del Grupo Villar Mir.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine