18 de julio de 2016
18.07.2016
Farsa

El 'pequeño Nicolás', juzgado por fingir ser emisario del Rey

Francisco Nicolás y los dos policías municipales que le escoltaron en Ribadeo comparecerán ante el juez

18.07.2016 | 20:27
Francisco Nicolás a su salida del juzgado en 2015.

El titular del Juzgado de Instrucción número 2 de Madrid, Arturo Zamarriego ha procesado a Francisco Nicolás Gómez Iglesias, conocido como el 'pequeño Nicolás', en la pieza separada que investiga un viaje a Ribadeo, en Lugo, en el que el joven se hizo pasar por representante de la Casa Real y de la Vicepresidencia del Gobierno.

Así consta en un auto fechado este lunes, a la que tuvo acceso Europa Press, en el que el magistrado transforma el sumario en procedimiento abreviado, lo que supone el fin de la investigación, tras la cual ha decidido sentar al joven en el banquillo para que sea juzgado por delitos de usurpación de funciones públicas, malversación de caudales públicos, cohecho y falsedad documental.

Además, se procesa a dos agentes de la Policía Municipal de Madrid que escoltaron al chico durante su viaje. Asuntos Internos abrió una investigación por estos hechos tras conocer por 'El Mundo' que el joven realizó un viaje supuestamente con el Grupo Especial de Protección de la Policía Municipal a Ribadeo.

En la resolución, el juez relata que en agosto de 2014 el joven se hizo pasar por representante de la Casa Real y de la Vicepresidencia del Gobierno, concertando una reunión con un empresario en un restaurante de Ribadeo. Días antes, el chico alquiló cuatro vehículos de alta gama con sus conductores.

Asimismo, realizó varias llamadas al Ayuntamiento de esta localidad para indicarles que a la reunión iría una personalidad "cuya identidad no podía revelar por razones de seguridad".

Para ese día, la Policía Local de esta localidad gallega dispuso un vehículo y dos motos para escoltar la comitiva y a su llegada al restaurante fue recibida por varios vecinos.

Durante la comitiva, los agentes contratados por Nicolás simularon labores de vigilancia. Casi al final de la comida, uno de ellos avisó al chico simulando que tenía una llamada de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, fingiendo mantener una conversación con ella.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine