11 de agosto de 2016
11.08.2016
Incendios

Más de 3.700 hectáreas arrasadas por la ola de fuegos en Galicia

Cinco incendios están en activo y otros cinco controlados - Pontevedra es la provincia más castigada por el fuego

11.08.2016 | 12:24

La ola de incendios no da tregua y Galicia amanece un día más inmersa en la lucha contra el fuego. Después de una noche intensa, la comunidad amanece con 3.763 hectáreas arrasadas, después de que los últimos balances apuntasen a más de 1.200 hectáreas quemadas. Las cifras vuelven a dispararse y muchos vecinos recuerdan el drama de los incendios de 2006. Hoy, temen a la subida de temperaturas y el índice "extremo" por riesgo de incendios en prácticamente toda la Comunidad Autónoma.

Desde Medio Rural mantienen la "situación 2" por la proximidad de las llamas a núcleos poblacionales en Santiago, Porto do Son, Cee, Avión y Soutomaior-Arcade. Ayer por la tarde, sobre las seis, el Concello de Soutomaior detectó un nuevo incendio que se suma a otro fuego que afecta a Soutomaior y que amenazó durante horas al núcleo de San Martiño de Ventosela, en Redondela. El nuevo fuego se ubica próximo al núcleo de Xunqueiriñas, en la parroquia de Arcade y permanece activo desde ayer a las seis de la tarde. Las primeras estimaciones apuntan a que este fuego ya arrasó 180 hectáreas. En la zona trabajan dos técnicos, ocho agentes, trece brigadas, nueve motobombas, una pala, cinco helicópteros y cuatro aviones.

Las alarmas también están activas en Avión, donde un incendio amenaza a la parroquia de Nieva por la proximidad al núcleo de Porreira. Este fuego se unió al registrado en la parroquia de Avión y, según las últimas estimaciones, afectó a 400 hectáreas. Allí trabajan un técnico, ocho agentes, 22 brigadas, 12 motobombas, cuatro palas, seis helicópteros y dos aviones. También colaboran efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME).

Santiago se unió a la gran ola de incendios en Galicia con un fuego en Fecha iniciado sobre las doce y media de ayer. Las últimas estimaciones apuntan a que se han calcinado 500 hectáreas y, en la zona se encuentran numerosos medios para evitar que las llamas alcancen las viviendas del núcleo de Vilar de Rei. Efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME), un técnico, ocho agentes, 22 brigadas, once motobombas, tres palas, seis helicópteros y cuatro aviones intervienen en la zona.

En Porto do Son y Cee también se mantiene la alerta 2. El fuego de Porto do Son afecta a la parroquia de Baroña, así como a Xuño y Caamaño y al núcleo del Castro Baroña, una de las joyas gallegas. En total, se estima que afecta a 500 hectáreas y en la zona se concentran numerosos medios, como 2 técnicos, diez agentes, 24 brigadas, 17 motobombas y 4 helicópteros. En Cee, concretamente en Toba, el fuego amenaza al núcleo de Sembra y ya han arrasado 180 hectáreas.En la zona se encuentran siete agentes, 15 brigadas y ocho motobombas.

Fuegos activos

Además de los fuegos que amenazan a diversos núcleos de población, en Galicia también se mantienen en activo cinco fuegos: en Soutomaior, Vimianzo, Cotobade, Arbo y Crecente. En Soutomaior permanece activo otro fuego, además del que tiene decretada la situación 2, que ya ha calcinado 230 hectáreas. Este incendio se inició a las cuatro de la tarde del martes y puso en alerta a la población, que colaboró codo con codo con los servicios de extinción para evitar la propagación de las llamas.

Ayer, sobre las ocho y media de la tarde, saltaron las alarmas en Cotobade -donde ya se calcinaron 365 hectáreas en un fuego- y minutos después, en Arbo. El de Cotobade ha calcinado 20 hectáreas y en Arbo, 500 hectáreas. Horas antes, en Crecente también se registró un incendio que ya arrasó 200 hectáreas. En Vimianzo, parroquia de Carnés, también está activo un fuego iniciado a las doce menos cuarto de la noche y ya quemó 70 hectáreas.

Precisamente en el incendio de Arbo, los propios vecinos grabaron el inicio del fuego que está arrasando la zona y que comenzó con diferentes focos.


Fuegos controlados

Otros cinco fuegos en Galicia están controlados. El de Pontevedra, en Lérez, arrasó con 17 hectáreas; en Fisterra, el fuego quemó 28 hectáreas; en Cotobade, 365 hectáreas fueron arrasadas por un voraz incendio; en Mondariz, el fuego quemó 200 hectáreas y en Caldas de Reis y Vilagarcía, 300 hectáreas.

Medio Rural dan por extinguidos los fuegos de Rois y Cerdeda que, entre ambos, arrasaron con 73 hectareas

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine