10 de julio de 2016
10.07.2016

La carta ganadora de "La fallera calavera"

La iniciativa, obra del alicantino Enric Aguilar, se ha ido retroalimentando, de forma que al juego inicial de cien cartas se ha sumado una expansión de 52 cartas más, una novela del mismo título y unas tazas de porcelana, mientras el Ayuntamiento de Valencia ha organizado un campeonato del juego durante la Gran Feria de Julio.

10.07.2016 | 12:35
La carta ganadora de "La fallera calavera"

Nació en marzo de 2014 gracias a un proyecto de micromecenazgo y desde entonces se han vendido alrededor de 9.000 unidades de "La fallera calavera", un juego de cartas para todos los públicos protagonizado por personajes del folclore popular valenciano en versión zombi, que triunfa gracias al boca a boca.

La iniciativa, obra del alicantino Enric Aguilar, se ha ido retroalimentando, de forma que al juego inicial de cien cartas se ha sumado una expansión de 52 cartas más, una novela del mismo título y unas tazas de porcelana, mientras el Ayuntamiento de Valencia ha organizado un campeonato del juego durante la Gran Feria de Julio.

Publicado íntegramente en valenciano, el juego consiste en reunir cinco cartas con ingredientes para cocinar una buena paella y así calmar la ira apocalíptica de una fallera que, tras fallecer en una mascletà debido a un error de seguridad, vuelve a la vida convertida en zombi y con deseos de venganza.

Aguilar, de 31 años, ha explicado a EFE que siempre le han gustado los juegos de mesa y que desde hace unos años vive y trabaja en Barcelona, donde añoraba sus raíces y buscaba una forma de "reconectar" con su tierra, lo que hace dos años y medio le llevó a buscar mecenas para poder alumbrar el juego.

La fallera calavera era un personaje con una estética gótica del estilo de Tim Burton que creó en 2007 para un cortometraje de animación cuando estudiaba Comunicación Audiovisual, y que retomó para las cartas con la colaboración de la ilustradora infantil Esther Méndez, que no es valenciana y a la que tuvo que explicar tradiciones y personajes de esta tierra para plasmar su esencia.

El dinero recaudado permitió financiar la primera edición del juego de cartas, que se fabrica en Alemania con unas calidades "muy buenas", lo que encarece un poco el producto, si bien su creador señala que prefirió optar por una de las fábricas más importantes de Europa en juegos de mesa.

Aunque al principio solo se podía adquirir en la página web del mismo nombre, poco a poco hubo tiendas que solicitaron venderlo y actualmente se puede comprar incluso en librerías de gran formato.

Aguilar relata que el éxito inicial del juego llevó a una editorial a pedirle que escribiera una novela breve basada en el argumento de la historia, que salió al mercado en febrero de 2015, lleva unos 3.000 libros vendidos en cinco ediciones y ha formado parte incluso del proyecto pedagógico de algún centro de Secundaria.

El pasado mes de diciembre, y gracias a una nueva campaña de micromecenazgo, salió al mercado una expansión del juego con 52 cartas nuevas, que ha sumado personajes como Paquito el Chocolatero, Tomatina o El Caloret a un juego por el que ya desfilan la Dama de Elche, la Alcaldesa perpetua, Monleón o el Aeropuerto fantasma.

En total, se han vendido casi 7.000 juegos de la versión inicial y unos 2.000 ejemplares de la expansión, que experimentó una "explosión comercial" las pasadas Navidades, lo que si bien no le permite "vivir del juego, como mínimo" no le da pérdidas y además le anima a impulsar proyectos de futuro en una línea similar.

El creador asegura que los valencianos que todavía no conocen este juego "original y diferente a todo" lo que existe "conectarán sentimentalmente" con él, pues encontrarán muchas referencias a la cultura popular valenciana y se "engancharán" a una iniciativa de la que hasta ahora no ha recibido "ninguna crítica" y sí comentarios positivos.

Aguilar señala que hace poco hicieron una encuesta entre mil usuarios del juego, que desveló que el 60 % lo conocía porque alguien se lo había enseñado, y agradece la "buena acogida" de un proyecto que empezó "como algo muy pequeño" y ha sido "una experiencia muy buena en todos los sentidos".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine