18 de marzo de 2017
18.03.2017
Fallas de Valencia 2017

Cien mil falleros y Raquel Alario

La Ofrenda más masiva y desbordada se completa con el paso de la fallera mayor y su corte de honor como último momento antes del fin de fiesta - La masiva presencia de público provocó verdaderos problemas pero el acto finalizó a tiempo

19.03.2017 | 01:32

La presencia masiva de visitantes, unido a la celebración en fin de semana, provocó que la segunda parte de la Ofrenda de las fallas de 2017 pasara a los anales de la historia de este acto por su gigantismo. El hecho de que Raquel Alario desfilara a las 12 en punto de la noche no era más que el remate de una celebración casi sin medida y que tuvo sus momentos complicados. No cabía un alma desfilando, y no cabía un alma en gran parte de la tarde-noche. Tanto es así, que en algún momento se vivieron momentos de tensión cuando las fallas de la calle San Vicente se llegaron a derribar. De hecho, había quejas entre la organización por la falta de efectivos de Policía Local que controlaran lo que en algún momento fue incontrolable.

«La pasarela ha funcionado bien no: muy bien. Ha sido lo mejor que nos podía pasar y aún así hace falta otra», aseguraba el vicepresidente de festejos José Manuel Acosta. Era la consecuencia de esa enorme expectación despertada por el acto. Acaba por ser imposible de explicar el milagro que supone todos los años la Ofrenda. Esa mezcla de falleros participantes, falleros que no participan pero que acompañan y la ingente cantidad de turistas o simples curiosos que sienten verdadera fascinación por el acto.

La consecuencia era que, a falta del recuento oficial la cifra de asistentes había pulverizado la barrera de los 105.000 participantes justos de las dos últimas dos ediciones y que la comitiva marchaba desatada en busca del récord absoluto de 105.000 participantes del año 2014.

Sin tanta gente como la hora punta pero con una emoción indescriptible propia de este acto, Raquel Alario y la corte de honor transitaron por una calle que no olvidarán nunca en lo que les quede de vida. Era el preámbulo más feliz de una fiesta que se extingue pero a la que le faltaba este momento culminante, del que, por muchos años que pasen, nunca decrece su emoción.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Fallas

La noche de las Reinas de la Seda

Falleras mayores de València de diferentes años y firmas de indumentaria hacen un homenaje a la...

Una creación de Martín Forés para la puerta de Na Jordana

Una creación de Martín Forés para la puerta de Na Jordana

El artista reúne en un mural las señas de identidad de la comisión del Carmen

El ayuntamiento pagará el cambio de nombres franquistas en las fallas

El ayuntamiento pagará el cambio de nombres franquistas en las fallas

La moción del equipo de gobierno incluía una condena expresa del franquismo que el PP y Ciudadanos...

Jesús Motes se disculpa por acudir a la manifestación y pide «empezar de cero»

Jesús Motes se disculpa por acudir a la manifestación y pide «empezar de cero»

El presidente de la Inter espera «la llamada» del ayuntamiento a pesar de que éste lo retirara de...

Una Especial con medio centenar de remates

Los proyectos de las comisiones de la Federación se caracterizan, cada vez más, por la gran...

Puro Cabanyal, corazón Malva

Puro Cabanyal, corazón Malva

Silvia Vicent vive en una casa típica de su barrio, de casi cien años, y su padre tiene un puesto...

Enlaces recomendados: Premios Cine