05 de febrero de 2016
05.02.2016

Puçol propone eliminar el escudo «franquista» de un motor de riego

El ayuntamiento incluye el edificio agrario entre los 93 inmuebles que aún incumplen la Ley de Memoria Histórica

05.02.2016 | 00:07
Puçol propone eliminar el escudo «franquista» de un motor de riego

El Ayuntamiento de Puçol ha pedido por carta a los propietarios de 92 edificios y un motor de riego que retiren las placas o escudos con el símbolo del yugo y las flechas que aún se mantienen en sus fachadas, para que cumplan así con el artículo 15.1 de la Ley 52/2007 de Memoria Histórica.

El gobierno local que preside Enric Esteve (Compromís) ha realizado esta actuación a petición de la Plataforma 14 de abril, y ha ofrecido a aquellos propietarios o comunidades de vecinos que no tengan medios a que sea el consistorio el que retire las placas, siempre que reciban previamente su autorización. Según comentaba ayer Esteve, las cartas se remitieron el 15 de enero y «ya son muchas las autorizaciones que estamos recibiendo».

Una de las cartas se dirigió, según el ayuntamiento, a la Sociedad Agraria de Transformación (SAT) de Puçol, propietaria del motor de riego del marjal, en cuya torre pervive un escudo con las flechas de la Falange que representa al antiguo Grupo Sindical de Colonización (GSC), un tipo de sociedad agraria controlada por el Ministerio de Agricultura y nacida durante los primeros años del franquismo para impulsar los regadíos, electrificar el sector agrario y fomentar las industrias rurales.

En el caso de Puçol, el GSC intervino para transformar los arrozales del marjal en campos principalmente de cítricos, según explica el presidente de la SAT (heredera del GSC), Daniel Martí Campos.

Según aseguró ayer Martí Campos, la sociedad de momento no ha recibido la carta del ayuntamiento, por lo que la sociedad no se ha planteado qué hacer con el escudo franquista. «Yo no sé si es franquista. Que yo sepa, es del Grupo Sindical de Colonización», señalaba ayer el máximo responsable de la SAT. «Todo es cuestión de hablarlo, pero de momento no hemos recibido la carta».

«No queremos ningún conflicto ni enfrentamiento „subrayaba el alcalde Enric Esteve a través de un comunicado„. Pero hoy en día no puede haber símbolos de una dictadura, de una época de desigualdad social, y tenemos una ley que hay que cumplir».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine