21 de abril de 2017
21.04.2017

Un referente de la arquitectura del Vedat en los años 30

20.04.2017 | 22:59

? Aunque el origen de la implantación en el Vedat de residencias de recreo se inició por la burguesía valenciana a principios del siglo XX, no será hasta los años 30 cuando llegué su momento de auge. Entonces se edificaron en la principal vía del Vedat, la avenida San Lorenzo, dos chalets gemelos en los actuales números 201 y 203, el segundo de ellos denominado «Mar y Pins». Este último, el único que se conserva de estilo tardoecléctico -vertiente que convivió con el Arte Déco hasta os años 50 del siglo XX- fue levantado por la familia Blat-Fabregues en una parcela de 3.300 metros cuadrados que actualmente se encuentra plantada de pinos. Esta construcción de planta cuadrada está compuesta de planta baja, en la que se dispone el garaje, planta primera, con acceso desde su fachada principal a través de dos escaleras simétricas atravesando una terraza exterior, y por último una cubierta a dos aguas oculta por un antepecho. Este conjunto queda singularizado por la existencia en su esquina noroeste de un templete a modo de torreta-miramar, rematado por un chapitel de teja curva, sustentado por ménsulas de madera. Forman parte de su decoración azulejos cerámicos de serie del momento y del estilo del edificio, que se combinan con otros elementos como piezas curvas de cerámica dispuesta en celosía. Sin duda es un interesante exponente de la arquitectura del Vedat de los años 30, caracterizada por su integración con la naturaleza, que dio lugar a un paisaje de gran valor. Desafortunadamente el chalé que se encuentra abandonado desde hace décadas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine