18 de noviembre de 2015
18.11.2015
Juzgados

Jordá y Wellington declaran ante la juez por el caso de los amaños

Los exjugadores del Levante UD mantienen el discurso de sus excompañeros imputados

18.11.2015 | 16:13

Los futbolistas Rafa Jorda y Wellington Silva, exjugadores del Levante, y Francisco Javier Porquera, ex consejero y directivo del Zaragoza, reanudaron hoy las declaraciones de los imputados en la instrucción por el posible amaño de un encuentro entre ambos equipos en 2011.

Según las investigaciones de la Fiscalía Anticorrupción, Agapito Iglesias, presidente y dueño entonces del Zaragoza, hizo transferencias de cerca de un millón de euros a parte de su plantilla para que ellos a su vez sacaran el dinero y pagaran a los jugadores del Levante por dejarse perder.

En la sesión de hoy, aún en marcha, estaba también previsto que declarara como testigo por vídeo conferencia un empleado de la Caja Rural de Aragón, que supuestamente fue quien entregó a los jugadores y técnicos del Zaragoza los sobres con el dinero.

Los cuatro habían sido citados a declarar previamente pero tanto los futbolistas como el directivo habían pedido aplazar su comparecencia mientras que la del empleado bancario no se pudo realizar por problemas técnicos.

Rafa Jordá, que ha jugado la liga China con el Wuhan Zall, fue el primero en comparecer en la sala de la Ciudad de la Justicia de Valencia donde el juzgado de instrucción número 8 ya ha tomado declaración a muchos de los imputados.

El delantero declaró durante cerca de quince minutos. Un tiempo parecido tardó Wellington, que milita en el Bolton Wanderers, en contestar a las preguntas que se les plantearon, que fuentes conocedoras del proceso, aseguraron que fueron muy similares a las que se les hicieron a los otros ex jugadores del Levante.

Además de cuestionar si eran conocedores de algún tipo de pacto previo al choque, se les ha interrogado también acerca de sus movimientos económicos, tanto en las fechas de ese encuentro como durante ese verano.

Si la jueza, una vez finalizada la instrucción, no decide dictar el archivo el caso y abre auto de procedimiento abreviado, la fiscalía podría solicitar penas que según el código penal podría incluir multas económicas, la inhabilitación de los implicados y la cárcel.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine