05 de abril de 2016
05.04.2016

Una recreación inicia este jueves la apertura de los Ludi Saguntini a la población

Intentan arrancar una de las nuevas puertas de acero de los hipogeos antes de que acaben las obras El uso de un metal poco cotizado en la reventa no es del todo disuasorio

04.04.2016 | 23:15

Nuevo objetivo. El miedo a nuevos robos y destrozos en el entorno del Castillo de Sagunt se reactivó ayer al detectarse que unas puertas de acero colocadas para proteger los hipogeos ya había sido forzada, a pesar de que se ha escogido un material poco valorado en la reventa para disuadir de una vez a los ladrones.

Las puertas de acero córtex perforado que se han colocado en Sagunt para limitar el acceso a sus hipogeos ya han empezado a ser blanco de los desaprensivos, apenas unas semanas después de que empezaran a colocarse con tal de proteger esas tumbas judías de época medieval. Al menos una de ellas presentaba ayer indicios de haber sido forzada con un barrote de la obra, según denunciaron ayer a Levante-EMV desde el colectivo de Voluntarios por el Patrimonio.

La elección de este material para sellar esos enterramientos excavados en rocas no había sido casual. Como aseguraba a este diario el edil de Patrimonio, Pablo Abelleira, precisamente se escogió el acero córtex con tal de ahuyentar a los ladrones de metal «porque éste está poco cotizado en la reventa y no se suele sustraer». De este modo, el ayuntamiento quería evitar lo ocurrido con las barandillas colocadas hace unos años en el nuevo acceso al castillo, que eran de acero inoxidable y pronto fueron robadas por tramos hasta que apenas quedaban algunos metros, tal y como ha ido informando este rotativo.

Esto hizo optar también por el acero córtex para la nueva pasarela que se va a colocar, como confirmó el edil Pablo Abelleira.

La puesta en valor de los hipogeos fue impulsada hace unos meses dentro de las obras que ha financiado la Diputación de Valencia en su plan de actuaciones financieramente sostenibles. En ellas se incluyó la limpieza de estas construcciones que muchos confundían desde hace décadas con cuevas y que, en su mayoría, estaban llenas de basura.

Se espera que la intervención concluya en breve en la misma zona donde está recreado el antiguo cementerio judío medieval pues está previsto ampliarlo y así explicar visualmente cómo se hacían los enterramientos de la comunidad hebrea en esa época.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine