30 de junio de 2016
30.06.2016

«Es un orgullo que mi tesis sirva de referencia para analizar el periodismo en España»

La tesis doctoral del periodista saguntino Juan Serrano ha servido de base para un informe que analiza el pluralismo mediático en 30 países

01.07.2016 | 07:35
«Es un orgullo que mi tesis sirva de referencia para analizar el periodismo en España»

La tesis doctoral del periodista saguntino Juan Serrano ha servido de base para la edición de 2016 del Media Pluralism Monitor, que analiza la situación del pluralismo mediático en 30 países de la Unión Europea desde un organismo perteneciente al Instituto Universitario Europeo de Florencia.. Su investigación sobre la autorregulación deontológica de los medios a través del Consejo de Prensa español es una de las cuatro fuentes sobre las que se está asentando un equipo de la Universidad Ramon Llull para realizar su informe sobre la situación en España. Por ello, no dudaba en reconocer que está «orgulloso de que mi tesis sirva de referencia para hacer un estudio sobre el periodismo en España» y «muy contento porque significa un reconocimiento al trabajo realizado. Demuestra que es un buen trabajo académico y riguroso», apuntaba.

El trabajo de Serrano, defendido el pasado mes de enero en la Universidad Cardenal Herrera-CEU y cuya calificación fue de Sobresaliente Cum Laude, analiza las 100 primeras resoluciones de la Comisión de Arbitraje, Quejas y Deontología de la FAPE (2005-2014) y, en él, considera que «la mejor opción para conseguir la independencia y autonomía que los medios necesitan para desarrollar bien la actividad de informar es mediante la autorregulación del propio sector. Para conseguirlo, es necesario asumir los valores éticos de la profesión periodística plasmados en los códigos deontológicos. De esta manera, no solo se ejerce con honestidad el periodismo, también se evita la amenaza de la regulación legislativa por parte de los poderes públicos que puedan limitar y soslayar la libertad de expresión y el derecho a la información, amparados ambos en la Constitución española como derechos de especial protección. En ese sentido, el consejo de prensa se convierte en un órgano autorregulador, una autoridad moral, cuya función principal es la de vigilar y ser el garante del cumplimiento de las normas deontológicas del periodismo. Y en España esa labor la realiza Comisión de Arbitraje, Quejas y Deontología de la FAPE».

Tras el análisis realizado de esas cien resoluciones, Serrano apuntaba que la mayoría «tienen que ver con la información falsa o engañosa, las expresiones ofensivas, la discriminación de colectivos vulnerables, o la vulneración del derecho al honor, la intimidad y la imagen».

Junto a ello destacaba que quienes más quejas presentan «son las personas particulares, seguido de los periodistas, asociaciones cívicas y deportivas, empresas, políticos y las instituciones públicas. Y los que menos, curiosamente, las asociaciones de usuarios y consumidores».

Además, el que fuera edil del PP en Sagunt detectó diferencias entre medios de comunicación. «Los que más reciben son la prensa de papel, los digitales y la televisión; y los que menos, la radio y los periodistas». Aun así, destacaba que «no todas las quejas sobre las informaciones periodísticas llevan razón; el 47 % fueron desestimadas por la c omisión y sólo en el 53 % se vulneró el código deontológico».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine