10 de agosto de 2016
10.08.2016
OPINIÓN

Lazos de esperanza

10.08.2016 | 10:30

Paseaba con la perra de mi hijo, cuando vi, junto al cercado de la valla donde se iba y debe ubicarse el nuevo instituto, los lazos que la comunidad educativa puso en su momento para reivindicar, con una esperanza que continua, la contrucción del IES nº 5. Esos lazos, esa esperanza de toda la comunidad que tantas manifestaciones, reuniones y luchas habíamos hecho y creo que continuaremos haciendo, me han hecho reflexionar, aunque ya no tengo ninguna responsabilidad como dirigente sindical de CC OO en enseñanza, sobre qué medidas urgentes serían necesarias para el curso 2016/2017, no solo en nuestra comarca sino también en nuestra comunidad y en el resto de estado español.

Y la primera reflexión que me ha venido a la cabeza es que el objetivo de un nuevo gobierno debe ser evitar la expulsión de alumnos/as del sistema educativo y la pérdida de democracia en los centros escolares. Por parte de la comunidad escolar debemos exigir un acuerdo que evite el aumento del fracaso escolar y restituya la democracia y la equidad en el sistema educativo, es decir, hay que hacer una nueva ley educativa cuyas bases deberán establecerse mediante el diálogo y la participación de la comunidad.

Otra reflexión es que la reforma de la Lomce no se puede pactar con unas pocas medidas superficiales, realizadas con prisas para formar gobierno, cuando la comunidad educativa y la mayoría de las fuerzas políticas está pidiendo su derogación. Hay que hacer una ley que dé estabilidad al sistema educativo con participación, debates y consensos que consigan cambiar la inercia que han tenido las últimas leyes educativas.

Siguiendo con la reflexión, pienso que hay que evitar la doble vía en el cuarto curso de la ESO, que impide para muchos alumnos/as la posibilidad de cursar bachillerato. Hay que recuperar la diversificación curricular en ese curso con la posibilidad de titulación y sobretodo posibilitar la titulación de quienes sigan o hayan seguido los programas de formación básica y paralización de la misma.

Hay que eliminar las evaluaciones de finales de etapa de la Lomce y los rankings, la supresión de las subidas de tasas universitarias, realizadas a partir del 2012, y la modificación de la política de becas con el aumento de las mismas, y ante todo la paralización del 3+2 en las universidades.

Como he indicado antes, ya no estoy dentro del sistema educativo, pero mi reflexión, viendo esos lazos de esperanza, es que hay que restituir la democracia en los centros escolares y las competencias de los consejos escolares. Que no existan más recortes en la escuela púbica y que reviertan todas las que se han hecho. También hay que apoyar la universalización de la educación infantil pública y la educación compensatoria, además de restituir los servicios complementarios de comedores y transporte público.

Al mismo tiempo hay que sacar la religión fuera del currículum y del horario escolar y como medida urgente que sea considerada no evaluable y sin valor académico. Y para mi , como profesor que he sido durante 39 años, pienso que hay que frenar los recortes en el profesorado y restituir sus condiciones laborales (no se puede trabajar con más de 32 grados en las aulas) y, como no, buscar la estabilidad laboral e igualdad de derechos laborales del profesorado interino, del profesorado de adultos y del personal no docente. Y ya en nuestra comarca, dar soluciones a las infraestructuras que han quedado en el tintero como el IES nº 5 o el parvulario de Joaquín Rodrigo entre otras. Estas son mis reflexiones viendo esos lazos, luego seguí paseando y esperando que esos lazos de esperanza, se conviertan en realidad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine