El fracaso de los presupuestos

Jesús Civera

 05:30  

A cualquier ciudadano se le podría preguntar si ha cambiado la coyuntura económica en un mes. La respuesta siempre sería la misma: no. Entonces, ¿por qué se presentan unos presupuestos con destino al cubo de la basura? Esta vez, la respuesta no sucumbe al interrogante, sino que afirma la chapuza. ¿Se trataba de cumplir un trámite? ¿Pero cómo se puede cumplir un trámite con la situación actual? Los presupuestos constituyen el retrato de la realidad y la simple voluntad de ocultarla o distorsionarla en beneficio del Consell —o de quien los firme— supone una estafa. Contienen la doctrina política, el espíritu del que parten las políticas y su modelo social. Si se burla su intención, se traiciona a los ciudadanos. ¿Qué circunstancia internacional o autonómica ha cambiado —además de los bonos patrióticos, ¿o es que no se contemplaba el fracaso?— para exponer una radiografía de la sociedad valenciana sujeta a unos presupuestos que a los quince días hay que enterrar bajo toneladas de tierra? La magnitud del error es enorme. Ya no son las cifras las que están cuestionadas, sino la perspectiva que tiene el Consell de la sociedad y de sus núcleos de apoyo, las instituciones.
Es el primer gran fracaso de este gobierno y no sirve alegar ni siquiera la inercia en la confección de las cuentas. Insisto, todo el mundo sabía que el horizonte no presagiaba nada bueno y que las circunstancias conducían a una intervención quirúrgica poderosa para que la administración autonómica no expirara antes de plazo. El propio conseller Vela, cabeza visible de los presupuestos, lo reconocía. ¿Cómo es posible firmar después una paradoja (en el mejor de los casos)?
El plan de ajuste anunciado por Ciscar y Vela incluye subidas de impuestos y más presión para los funcionarios. Otra vez lo mismo. El Consell negó —como lo negó Rajoy antes de sentarse en la Moncloa— que pretendiera subir los impuestos y el mismo Vela enfatizó que bajar el salario a los funcionarios sería algo así como una traición. ¿Qué sucede? ¿Se actúa bajo el mismo esquema en las declaraciones públicas que en la elaboración de los presupuestos, disimulando los hechos, sin un marco referencial de previsión a corto plazo? Aquí no ha habido, que se sepa, cambio de color político en el Consell: los que gobiernan conocen las cuentas. Son las suyas. Llevan tres lustros fabricándolas. No pueden aducir desconocimiento o voluntad de engaño por parte de la administración anterior, como está insinuando el Gobierno central. Tampoco la tempestad económica ha variado de dirección, en todo caso se ha agravado o persiste su fortaleza trágica. Los encargados de manufacturar los números, la médula espinal de las políticas a desarrollar —y la base de la idea social— no parecen sin embargo muy escrupulosos. La pregunta es: ¿Quién confunde a quién? ¿El Consell a los ciudadanos? ¿O el responsable de informar sobre las cuentas al propio Consell? Al menos, el presidente Fabra se ha comprometido a explicarlo en las Corts, lo que puede contribuir a compensar los desaciertos.

jcivera@epi.es

  HEMEROTECA

  Viñetas de Raúl Salazar

TEXTO

DESCRIPCION

 Ver galería »

  El humor gráfico de Ortifus

TEXTO

DESCRIPCION

 Ver galería »
Levante-emv.com y Levante-EMV son un producto de Editorial Prensa Ibérica
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de Levante-emv.com. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.
 


  Aviso legal
  
  
Otros medios del grupo Editorial Prensa Ibérica
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca | El Diari  | Empordà  | Faro de Vigo  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Tenerife  | La Opinión de Zamora  | La Provincia  |  La Nueva España  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad | Oscars | Premios Goya