El «New Deal» neoyorquino

Salvatore Moccia

13.11.2013 | 20:59
El «New Deal» neoyorquino
El «New Deal» neoyorquino

Bill de Blasio „el rojo, como lo apodan sus detractores por sus antecedentes juveniles de apoyo a la revolución en Nicaragua„ recupera la alcaldía de Nueva York para los demócratas enarbolando la bandera del progresismo y la lucha contra la desigualdad. Empieza así una nueva era no sólo para la ciudad, sino para todos los políticos. Las palabras «desigualdad, pobreza, unión, fraternidad», etcétera tienen que formar parte de cualquier programa electoral futuro. La gente está materialmente harta del politiqueo que no se entiende; de tener que pagar impuestos cuando las multinacionales multimillonarias se llenan los bolsillos y, en lo mejor de los casos, solamente pagan a hacienda un cuatro por ciento de impuestos, mientras que el ciudadano normal paga, por lo menos, un veinte.
El mundo se ha vuelto desigual sobre todo gracias a esta crisis económica. Es evidente que los ricos se han hecho más ricos y los pobres han perdido una importante parte de su capacidad económica. De hecho, uno de los principales temas de la campaña electoral de De Blasio ha sido subrayar que «a unos pocos les va muy bien» y presentar un programa de vivienda social accesible a todos, atacando así directamente la política anterior de conceder ayudas fiscales a las empresas de construcción que compiten por llenar Nueva York de rascacielos para ricos.
Por lo tanto, el New Deal que se propone hoy no está directamente relacionado con la economía, sino más bien con la política. Estamos necesitados de una política fresca, atenta a las necesidades de la gente, que sabe escuchar, que vive la ciudad y sus entrañas y observa, pregunta, e informa con claridad y transparencia. Pero sobre todo que esté enfocada a la búsqueda del bien común y exija prudencia a aquellos que ejercen la autoridad, lo que se traduce en el respeto a la persona, el desarrollo del grupo y la estabilidad de un orden justo. Ésta es, sin duda, la verdadera clave para eliminar las desigualdades.



Enlaces recomendados: Premios Cine