13 de mayo de 2018
13.05.2018
El comentario del tiempo

Viñedos, biodiversidad y clima

13.05.2018 | 13:31

Las vendimias tienden a adelantarse, los viñedos requieren riegos adicionales, la acidez, aromas y graduación de los vinos se ven alteradas por el incremento de las temperaturas medias y los cultivos avanzan hacia cotas más elevadas. Éstas son algunas de las consecuencias del calentamiento global en la viticultura. De hecho, Andalucía es la comunidad autónoma que más superficie de viña ha perdido, un 76 % desde 1980 2016, en contraposición de Asturias, que ha aumentado este cultivo en estas tres décadas un 167 %, según datos del Ministerio de Agriculturas. En paralelo al cambio climático, otro de los retos de este sector es la sostenibilidad, ya que diversos estudios e iniciativas están demostrando que la alianza de la viticultura i la biodiversidad es básica para incrementar el rendimiento económico de las explotaciones y, al mismo tiempo, garantizar el mínimo impacto a la naturaleza. Este es el caso de un proyecto europeo Erasmus + impulsado por la Fundación Global Nature que se ha desarrollado durante tres años en colaboración con bodegas de España, Alemania, Portugal y Turquía (2015-2018). «Es prioritario que la viticultura valore e integre los servicios ecosistémicos de la biodiversidad como la polinización, el control biológico de plagas, la reducción del uso de fertilizantes o los beneficios de la conservación de la fertilidad de los suelos», argumenta el biólogo Jordi Domingo, técnico de la Fundación Global Nature.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine