14 de febrero de 2016
14.02.2016

Sueca se reencuentra con la historia

La ciudad homenajea a dos paisanos ilustres: el primer oficial que entró en París tras ser liberada de los nazis y una luchadora antifascista que se ganó el respeto de los franceses durante la resistencia

13.02.2016 | 23:44
Sueca se reencuentra con la historia

Las figuras de Virtudes Cuevas (Sueca, 1913-Vellejuif, París, 2010) y Amado Granell (Borriana, 1898-Sueca, 1972) fueron el hilo conductor de la jornada «80 anys de lluita per la llibertat (1936-2016)» celebrada ayer en Sueca. En memoria de la suecana se descubrió una placa conmemorativa en el número 18 de la calle Magraners. Cuevas donó en vida el inmueble al municipio para que el ayuntamiento instalara un museo contra la represión y la barbarie nazi de la que ella misma fue víctima.

«Después de muchos años, Francia empieza a reconocer el sacrificio de todas aquellas personas, francesas y no francesas, que lucharon por devolver la libertad a Europa y por acabar con la injusticia que supuso el nazismo», afirmó el cónsul de la República Francesa en Valencia, Pablo Broseta, a este periódico. Josep Ochoa, el director general de Responsabilidad Social y Fomento del Autogobierno de la Conselleria de Transparència, abogó por poner en valor a aquellas personas como los homenajeados, ambos enterrados en Sueca, que dedicaron su vida a luchar por la democracia. En parecidos términos se expresó el concejal socialista, Dimas Vázquez, que aprovechó la ocasión para reivindicar que una plaza o calle de Sueca lleven el nombre de Cuevas y Granell. La senadora por Compromís Dolors Pérez dijo que «nosotros, nuestros hijos, y Sueca, debemos tener muy en cuenta todo ese sacrificio», en referencia a Virtudes, de quien aseguró «fue una mujer especial y muy comprometida que lo sacrificó todo por un mundo mejor».

El homenaje se completó con ponencias en la Casa de la Cultura. Matías Alonso, coordinador del Grupo para la recuperación de la Memoria Histórica de la Comunitat Valenciana, habló de la universalidad de la causa de la memoria histórica. Diego Gaspar, investigador de la Universidad de Zaragoza, dijo que en Cuevas y Granell se dan tres puntos en común: vivieron la Guerra Civil y el exilio; la lucha en la resistencia; y el olvido al que fueron sometidos. Por último, Carles Senso, periodista de Levante-EMV y doctor en Historia por la Universitat de València, habló de los 38 ribereños internados en campos de concentración nazis y adelantó la publicación de un libro sobre el trabajo realizado junto a Ximo Vidal.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine