06 de agosto de 2015
06.08.2015

De Pedro implica a Torró y Soler en presuntos pagos irregulares de la Púnica en Gandia

El 'conseguidor' de la trama, presunto cabecilla de la misma en la Comunitat Valenciana, contó a la Guardia Civil la reunión con una constructora de la ciudad para cobrar por los servicios de posicionamiento que prestó «al consistorio»

06.08.2015 | 04:15
De Pedro implica a Torró y Soler en presuntos pagos irregulares de la Púnica en Gandia

El presunto cabecilla de la Púnica en la Comunitat Valenciana, Alejandro de Pedro, y otro de los detenidos en esa misma operación, Javier Bueno, empleado del primero en una de sus empresas, implicaron en la trama al exalcalde de Gandia, Arturo Torró y al entonces concejal de Contratación y actualmente portavoz del grupo municipal del PP, Víctor Soler, con presuntos pagos irregulares. Estos iban a hacerse, presuntamente, a través de una empresa constructora de la ciudad, también investigada en esta operación que dirige el juez Eloy Velasco.

Tanto De Pedro como Bueno, declararon, al ser arrestados, que la constructora se comprometió a «hacer frente» a una deuda de 15.000 euros que «o el ayuntamiento o Torró» contrajeron con la sociedad que administraba De Pedro.

Así se desprende de la declaración que ambos realizaron ante el Grupo de Delitos contra la Administración de la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil, a la que ha tenido acceso este periódico.

En la declaración de Javier Bueno, que tuvo lugar el 27 de octubre de 2014 tras su arresto, explicó que fue el propio Alejandro de Pedro quien le pidió que se desplazara hasta Gandia a reunirse con esta empresa. «Alejandro (De Pedro) le indicó que fuera a hablar con un chico», según se señala en la toma de declaración del arrestado.

Bueno indicó a los agentes que el impago de los 15.000 euros equivalía «supuestamente» a trabajos «que pudiera haber realizado Alejandro De Pedro o su empresa para el citado consistorio».

Este encuentro en Gandia entre el constructor y el empleado de las empresas presuntamente implicadas en la trama lo confirmó el propio De Pedro. En su declaración, a la que también ha tenido acceso este periódico, narró a los agentes que Víctor Soler, desde hace unos días también diputado en las Corts Valencianes, le mandó un correo electrónico «en el que expresaba que la deuda que el consistorio tenía con Alejandro no se la iban a pagar», señala la diligencia de la Guardia Civil.

Fue entonces cuando los agentes le preguntaron al acusado si, con el objetivo de cobrar la deuda, se había planteado «realizar una facturación ficticia por parte de un constructor de Gandia».

De Pedro respondió a esto que «alguien», al que no nombra, le mandó un mensaje para que fuera a reunirse con el citado empresario de la construcción en la sede de esta mercantil en Gandia.

El arrestado, que pasó varios meses en la cárcel por su supuesta implicación en la trama corrupta, reconoció que «en aquel encuentro -entre su empleado y el empresario gandiense- se articuló la idea de facturación por servicios de publicidad que iba a pagar el constructor».

En la declaración también aparece el nombre de un tal Dionisio, relacionado con la ciudad de Gandia y al que De Pedro dijo no conocer.

Actualmente, ni Arturo Torró ni Víctor Soler están imputados en la causa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine