06 de marzo de 2016
06.03.2016

Gandia destacará un cuadro al mes para incentivar visitas a Santa Clara

La serie se inicia con un óleo del siglo XVI que representa a la Virgen con el Niño Jesús Siete obras de este importante museo de arte sacro acaban de ser restauradas

05.03.2016 | 22:53

El Museu de Santa Clara, en Gandia, expondrá de forma destacada cada mes una de las siete obras que han sido recientemente restauradas con las ayudas económicas de la Diputación de Valencia. La serie ha empezado con un óleo anónimo que muestra la imagen de la «Virgen con el Niño Jesús», una obra de la primera mitad del siglo XVI que pertenece a la escuela centroeuropea.

El concejal de Cultura, Joan Muñoz, y la experta en arte de la Universitat Politècnica de València (UPV), Nuria Ramón, han presentado esta iniciativa que tiene como misión fundamental animar a los gandienses y a los visitantes a visitar periódicamente el Museu de Santa Clara, una de las colecciones pictóricas más atractivas de la Comunitat Valenciana.

El proyecto de mostrar de forma destacada un cuadro cada mes incluye a siete obras restauradas por el Institut Universitari de Restauració del Patrimoni de la UPV. La exposición de cada obra estará acompañada por un vídeo donde se ve el proceso que ha permitido la recuperación del cuadro desde su estado original, con mayor o menor grado de degradación, al resultado final.

En el caso de la primera muestra, el concejal Muñoz dijo que la obra «Virgen con el Niño Jesús» fue donado por la duquesa de Gandia, Francisca de Castro y Pinós, que murió en 1576, segunda esposa de Juan de Borja y Enríquez, tercer duque de Gandia. Francisca de Castro también fue madrastra de Francisco de Borja, el cuarto duque, santo e icono de Gandia.

Durante la presentación de la obra restaurada, la profesora Ramón explicó que la policromía original se encontraba muy oscurecida, sucia y presentaba cera, seguramente por haber tenido cirios encendidos en sus proximidades.

La pieza está formada por dos tablas ensambladas a través de una especie de pegamento, pero según destacó Ramón había sufrido un ataque importante de xilófagos y la madera de apoyo estaba muy maltratada. Para su restauración, el mayor problema lo presentaba la madera de apoyo que estaba carcomida, a la que se ha aplicado ahora una protección, aprovechando el marco original, por lo tanto, se ha recuperado tanto el marco como el cuadro.

El museo no tiene las dimensiones para acoger todas las piezas de la colección a la vez, pero con esta iniciativa el visitante también tiene una aliciente. «Intentamos que el museo esté siempre en movimiento, que esté vivo», señalaron el concejal Muñoz y la profesora Ramón.

Además, y como es propio de un museo del siglo XXI, las obras expuestas disponen de un código QR que permite al visitante disponer de toda la información sobre el cuadro que está observando. Paralelamente el concejal señaló que se está intentando crear una especie de asociación de amigos del Museu de Santa Clara y se negocia con Renfe para que haga difusión de este espacio cultural en sus trenes.

Desde la apertura del museo, hace un año, cada mes ha habido unos 350 visitantes de media, y este mes de febrero de 2016 las visitas han llegado a las 400 personas. Con la nueva iniciativa se quiere consolidar el número de visitantes.

Santa Clara reúne buena parte de las obras de arte sacro que durante siglos acumuló el monasterio que la orden tiene en Gandia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine