06 de agosto de 2016
06.08.2016

Cáritas aceptará perros en el CAI para no separar a los indigentes de sus mascotas

La iniciativa surge de Pelant Peluts y el Rincón de la Mascota y cuenta con el visto bueno del Ayuntamiento de Gandia y la entidad religiosa

06.08.2016 | 12:56
Cáritas aceptará perros en el CAI para no separar a los indigentes de sus mascotas

Los indigentes que quieran ser atendidos en el Centre d'Atenció Integral (CAI) de Cáritas en Gandia ya no tendrán que separarse de sus mascotas para entrar. El centro va a habilitar un espacio para que los animales puedan convivir con sus dueños, algo que animará a muchos transeúntes a pedir ayuda. Los servicios sociales del Ayuntamiento de Gandia, así como los profesionales de las entidades que trabajan estos asuntos en la ciudad, habían detectado que un buen número de indigentes que declinaban ir al centro o a pensiones subvencionadas porque no les dejaban llevar con ellos a sus animales y se negaban a abandonarlos.

La iniciativa no solo permitirá eliminar una barrera para que más personas tengan acceso al programa de reinserción que Cáritas lleva a cabo en el centro Sant Francesc de Borja, sino que, además, los perros serán introducidos en el propio plan como un elemento para trabajar la normalización de los indigentes.

Esta iniciativa, que ya ha superado su primera fase, ha sido posible gracias a la colaboración entre el Ayuntamiento de Gandia, Cáritas, Pelant Peluts y el Rincón de la Mascota. De hecho, todo empezó cuando estas dos entidades acudieron al ayuntamiento para, de forma voluntaria, afrontar esta cuestión. La propuesta recibió el visto bueno tanto de la ONG como del departamento de Responsabilidad Social, que dirige Nahuel González.

Así, lo que han hecho Pelant Peluts y el Rincón de la Mascota ahora es llevar a cabo una inspección de los perros de los usuarios que acuden al CAI para comprobar el estado en el que se encuentran.

Lo primero que se comprobó era que la mayoría no llevaba chip y que, además no tenían las adecuadas condiciones de higiene. Así, estas dos entidades procedieron a limpiarlos y desparasitarlos, como harán cada vez que llegue un nuevo animal al centro.

Estas revisiones se realizarán de manera periódica, aunque el plazo aún no está establecido.

En la primera inspección acudieron una decena de perros, aunque también es cierto que no se había informado mucho de que se iba a llevar a cabo.

Una vez se compruebe que el animal está en condiciones, se podrá quedar en el centro junto a su dueño.

Es ahí donde se inicia la segunda fase. El Ayuntamiento y las entidades han pedido colaboración a la ciudadanía. Desde ya, se ha iniciado una campaña para la recogida de material especial para perros. Se trata de casetas, juguetes, comida, desparasitantes, collares, etc. En definitiva, todo lo necesario para poder ubicar a los animales en el CAI.

Quienes quieran colaborar podrán dejar los materiales en distintos puntos habilitados, entre ellos el Ayuntamiento o los propios locales de Pelant Peluts y El Rincón de la Mascota.

El Ayuntamiento correrá con los gastos de las vacunas, los chips y demás tratamientos que precisen los canes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine