24 de marzo de 2016
24.03.2016

Un Jesucristo vetado "por lanzar besos"

La Semana Santa Marinera prohíbe a un cofrade gay procesionar por «excederse en su papel» durante el Desfile de Resurrección del año pasado - El cura niega que sea por su condición sexual y el afectado sostiene que le han multado por «enseñar el hombro»

25.03.2016 | 11:38

La «falta de decoro» en el Desfile de Resurrección que celebra la Semana Santa Marinera cada Domingo de Pascua acarreó varias sanciones a los cofrades el año pasado, una de cuales todavía colea hoy. Es la de Ramón Fossati, de la Hermandad del Santísimo Cristo Salvador de la parroquia de los Ángeles de Valencia.

Lleva años representando a Jesucristo y este año estaba ya preparando las túnicas y las pelucas cuando recibió una carta en la que le anunciaban que no podía procesionar hasta 2019. «El año pasado yo quería llevar una sábana atada al hombro con la que se me veía medio torso. Finalmente cambié y me puse un atuendo con el que solo se me veía un hombro. A los pocos días me llegó una multa de 300 euros», relata el cabanyalero a Levante-EMV.

La versión de su hermandad y de la Junta de la Semana Santa, quienes imponen la sanción, es bien distinta. Según relata el párroco de Los Ángeles Jesús Cervera, el cofrade «se excedió en su papel» de Jesucristo durante el Desfile de Resurrección. «Se puso a bendecir al público y a lanzar besos al aire. Está claro que el acto tiene carácter festivo. Estamos en el Cabanyal y todo es luz y color y además se celebra la resurrección de Cristo. Pero hay que recordar que es una procesión y que hay ciertas actitudes que no son de recibo», argumentó.

«No es motivo de marginación»

Cervera rechazó que se trate de un caso de discriminación debido a la orientación sexual del cofrade. «En absoluto se trata de un tema personal», zanjó tajante. «Ni en público ni en privado se ha hecho referencia a este hecho. Además, no es óbice para marginar ni discriminar a nadie», añadió. Fossati, por su parte, explicó que «en el barrio me conocen todos y saben cómo soy. Nunca me he escondido ni he tenido problemas en las cofradías en las que he estado ni con ningún párroco de la Semana Santa Marinera, hasta ahora».

Dice desconocer por qué le multan. «El antiguo prior defendió el traje que llevé. Yo recurrí y aporté fotografías de imágenes religiosas donde se ve a Jesucristo enseñando el torso», narra el afectado. Finalmente, la sanción quedó en 60 euros.

«Dicen que fui con mi abogado al Arzobispado y que escribí una carta amenazante, y eso no es cierto. Deposité los 60 euros, pero se ve que la hermandad no pagó», expone Fossati.

Ahora ha vuelto a recurrir esta decisión, que entiende que es atentatoria de su libertad religiosa y que ha afectado a su familia. «Llevo procesionando desde que tengo uso de razón. Todo esto les afecta mucho», narra. «Me prohíben procesionar sin ninguna justificación y por una manifiesta arbitrariedad del cura y del hermano mayor. Se trata de una discriminación sin más», añade.

«La sanción tampoco responde a ninguna norma eclesiástica ni civil. No se sostiene», rebate Fossati.«Estoy muy dolido. Llevo más de 20 años saliendo en la Semana Santa. Mi ilusión era retirarme del papel de Jesucristo tranquilamente, pero me lo han impedido. Llevo un año de martirio. Aunque me retiraran la prohibición yo ya no quiero salir», lamenta.

El párroco de Los Ángeles, por su parte, aclara que no sólo se sancionó a Fossati, sino a más cofrades. «Multaron a gente por hacerse selfis o llevar escote», explica el cofrade. El cura añade que los hechos ocurrieron antes de su llegada a la parroquia y que él mismo se ofreció a ayudarle a pagar la multa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Semana Santa

 

Programa de la Semana Santa Marinera de Valencia

Consulta el calendario y los horarios de todas las procesiones del Marítimo

 
 

Comparte esta página
Enlaces recomendados: Premios Cine