Innovación y empresas

Cuidum, la «startup» que se preocupa por los dependientes

La empresa emergente selecciona a profesionales para que cuiden de las personas que lo necesitan en su propia casa como alternativa a las residencias

18.09.2016 | 10:41
Cuidum, la «startup» que se preocupa por los dependientes
Cuidum, la «startup» que se preocupa por los dependientes

La startup valenciana Cuidum ha logrado consolidar en apenas un año de vida una alternativa a las residencias para el cuidado de personas con dependencia. La empresa, fundada al calor de la incubadora Demium, es una agencia de colocación que pone en contacto a cuidadores especializados con familias con alguna situación de dependencia. Toda la contratación es telemática, las entrevistas se hacen por videoconferencia y el sistema para emparejar a las familias con los cuidadores utiliza un programa informático que ofrece los mejores perfiles. La compañía ya tiene cuatrocientos clientes fijos que han contratado a un profesional para que de domingo por la noche a sábado por la mañana cuide en casa a la persona dependiente. El coste para las familias es la mitad del de una residencia. El CEO de la compañía, Jorge Cantero, aseguró que un cuidador cobra 1.062 euros al mes frente a los 2.000 euros que cuesta de media una residencia. El 98 % de los cuidadores son mujeres y la mayoría tiene la categoría de auxiliar de clínica.

Los socios de Cuidum son Jorge Cantero, Pablo Cortés, Juanjo Torres y Daniel Colomer. Cantero explicó que en febrero del año pasado se presentaron al sexto Allstartup de Demium „el evento de selección de emprendedores de la aceleradora valenciana„ y les propusieron replicar el modelo de éxito de la startup estadounidense Care. La empresa americana también pone en contacto a profesionales con familias que tienen algún dependiente. El responsable de la startup aseguró que pronto se dieron cuenta de que tenían un gran nicho de negocio por «el mal servicio» que dan algunas residencias. «Mi madre lleva quince años trabajando en residencias de ancianos y siempre me ha dicho que no quiere acabar en una de ellas. No quiere ir porque son poco personal. Tienen mucha carga de trabajo y poco tiempo para hacerlo, lo que les obliga a ir demasiado deprisa. Coger a una persona mayor del brazo más fuerte de lo normal puede dejarle un moratón y no significa que haya malos tratos, pero sí que es un trato rápido y despersonalizado».

El CEO de la startup apuntó que hicieron un análisis de los precios de las residencias y comprobaron que cuestan entre 1.100 y 4.000 euros, aunque la media es de 2.000 euros al mes. «Por eso dinero puedes tener a una persona en tu casa toda la semana. La clave es encontrar a profesionales con garantías», añadió.

Cuidum aplica cinco cribas para seleccionar a los cuidadores. La primera es un examen curricular hecho por expertos en recursos humanos. La segunda es una entrevista personal que se graba para que la puedan ver las familias. Los candidatos que pasan el corte son sometidos a un test de aptitud diseñado por personal de enfermería especializado. Después tienen que acreditar su titulación y aportar referencias de al menos dos trabajos anteriores. «Todo el proceso de selección lo realizan psicólogos y expertos en recursos humanos», señaló Jorge Cantero.

«Las residencias son aliviadoras de conciencias de las familias. Son parecidas a un hotel, pero luego está la realidad. Tener a una persona en casa acaba con estas incertidumbres», insistió en CEO de la compañía. El responsable de la startup explicó que el coste final del servicio depende de la ciudad donde se preste. «No es lo mismo en Honrubia que en Madrid. En las grandes ciudades tiene un coste inicial de 250 euros y después 1.062 euros por un cuidador de domingo por la noche a sábado por la mañana», apuntó. El CEO de Cuidum precisó que tienen la forma jurídica de agencia de colocación y lo que hacen es mediar entre las dos partes. «Nosotros no ponemos el precio final, sí el mínimo inicial pero la contratación es libre y depende de las dos partes. Nos encargamos de gestionar las nóminas. En un año y tres meses de vida hemos dado trabajo a 400 personas», señaló. La startup tiene 9.800 cuidadores en su base de datos y su mayor implantación está en Valencia, Madrid y Barcelona.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Juegos online - Crucigrama
Enlaces recomendados: Premios Cine