07 de junio de 2016
07.06.2016

Rubén Baraja busca un nuevo reto

El exvalencianista es un técnico al alza tras salvar al Elche pese a su convulsión social

07.06.2016 | 04:15
Rubén Baraja busca un nuevo reto

Rubén Baraja busca un nuevo reto tras cumplir con gran nota en el Elche. El técnico vallisoletano ha salido muy reforzado en el mercado de entrenadores tras su primera experiencia profesional en los banquillos con el conjunto ilicitano. Baraja logró el objetivo de la permanencia en Segunda división, pero lo hizo con el mérito añadido de sobrevivir a la honda crisis institucional de la entidad franjiverde, y que afectó de lleno a la planificación de la plantilla. El nombre de Baraja se ha asociado también como un futurible entrenador para el Levante UD, que tendrá el exigente reto de volver a Primera división.

No menos apasionante fue el desafío al que se enfrentó esta pasada temporada en el Elche. Los problemas empezaron en la misma pretemporada, una vez que se certificó el descenso administrativo del equipo del Martínez Valero a Segunda. Cuando fue incorporado, el club está todavía presidido por Juan Anguix. Ya con la condena a Segunda confirmada, un largo elenco de jugadores fue abandonando la entidad: Pedro Mosquera, Fayçal Fajr, David Lombán, Aarón Ñíguez, Víctor Rodríguez o Adrián González, entre otros. La pretemporada arrancó en plena incertidumbre y con solo dos jugadores de la plantilla anterior que se había quedado en Primera. El resto se completaba con el regreso de cedidos y con la incorporación de canteranos. Con la sola experiencia de haber dirigido al División de Honor del Valencia, Baraja aceptaba un cargo que habían ignorado varios candidatos previos, recelosos de los problemas institucionales del club. Con una filosofía de juego que fue variando de atacante a más práctica, Baraja formó un bloque que consiguió dos largas rachas de imbatibilidad de 9 y 11 partidos, consecutivamente, salpicados de trabajados empates.

En el Elche refrendó los éxitos que ya había demostrado con el Juvenil A del Valencia, al que hizo campeón de Liga faltando dos jornadas para la finalización del campeonato. De esa temporada, además del título, Baraja fue también decisivo para apuntalar la trayectoria de las mejores promesas valencianistas. Un ejemplo fue Carlos Soler. El técnico supo reciclar al elegante mediapunta en un completísimo mediocentro, con una gran capacidad defensiva. Los futbolistas que han estado a su mando destacan la capacidad de liderazgo y el carácter del que ya hacía gala en su etapa como futbolista, como director de orquesta del mejor Valencia de la historia.
Mientras sigue su progresión como entrenador, Baraja conserva un anhelo que espera cumplir a medio-largo plazo: poder volver al Valencia, esta vez como técnico.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine