06 de febrero de 2018
06.02.2018
Copa del Rey

La gran esperanza se llama Guedes

El Valencia CF comenzó ayer su preparación de cara al partido de Copa del Rey contra el Barça con el futbolista portugués entrenándose con el grupo - El equipo acusa la falta de profundidad por bandas cuando el jugador no participa por lesión

06.02.2018 | 09:32
La gran esperanza se llama Guedes

Todas las esperanzas del valencianismo de cara a la semifinal de la Copa del Rey ante el Barça en Mestalla están depositadas en Gonçalo Guedes.

El portugués es el futbolista más desequilibrante del Valencia CF, y el equipo acusa en demasía su ausencia por lesión. Ayer, la plantilla comenzó la preparación para el partido del jueves, con Guedes entrenando con el grupo. Esa fue, sin duda, la mejor de las noticias, ya que confirma que el futbolista cuenta con opciones de reaparecer en un encuentro decisivo.

Aunque Marcelino afirmó el pasado domingo que «es difícil que Guedes esté para el jueves. Espero que lo tengamos listo para el partido del Levante UD», habrá que esperar hasta la convocatoria para saber si el portugués está en disposición de ser alineado ante el Barça.

Guedes sufrió una lesión en el bíceps femoral de la pierna derecha en el partido de Liga ante el Real Madrid, el pasado 27 de enero en Mestalla, y desde entonces se ha sometido a un tratamiento de rehabilitación para regresar cuanto antes al equipo.

Su presencia se antoja fundamental. Porque el Valencia CF anda huérfano y cojo por las bandas. En un 4-4-2, como el de Marcelino, disfrutar de interiores con uno contra uno es fundamental. Pero el equipo adolece de falta del desequilibrio del portugués.

La falta de profundidad se evidenció en el partido del pasado domingo en el Wanda ante el Atlético. Las parejas Lato-Gayà por la izquierda, y Vezo-Maksimovic por la derecha, son un parche defensivo circunstancial. Falta cintura, velocidad y ruptura. Su juego es previsible. Tan solo Carlos Soler, que regresa poco a poco tras superar su lesión, aporta algo de desborde. Porque Andreras Pereira, pese a sus condiciones para ser un jugador de banda, no acaba de explotar. Le falta ese plus. Y además, está lesionado tras la durísima entrada de Sergi Roberto en el encuentro de ida.

Con Guedes, el Valencia CF iba como un cohete. El equipo pisaba mucho más el área rival, y las estadísticas reflejan un diferencial positivo de 18 goles con el portugués en plan estelar. En los últimos dos meses, en los que el equipo ha entrado en barrena, estos registros bajan al negativo. El Valencia es otro con Guedes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine