20 de septiembre de 2015
20.09.2015

El Consell Agrari Municipal empieza a empacar la paja para evitar la quema

El consistorio pone a disposición de los agricultores tres máquinas rotoempacadoras para los «tancats» situados en el término de Valencia

20.09.2015 | 04:15
El Consell Agrari Municipal empieza a empacar la paja para evitar la quema

El Ayuntamiento de Valencia, a través del Consell Agrari Municipal, comenzó ayer los trabajos para empacar la paja en los dos «tancats» de l'Albufera situados en término municipal de Valencia, los de Pomero y Alcatí. A los cultivos acudieron los alcaldes pedáneos de El Perellonet, Laura Felip; El Palmar, Raquel Romero; El Saler, Ana Batlle; e Ignasi Vázquez, La Punta.

Se trata de una medida que, por una parte, busca darle un nuevo uso a la paja de arroz que se cultiva en el Parc Natural de l'Albufera y, por otra, reducir las molestias de los vecinos de la ciudad que viven más próximos a la ciudad. El consistorio cuenta con tres máquinas empacadoras. Una empresa relacionada con el mundo de la ganadería se puso en contacto con la concejalía para retirar estos restos y el consistorio colaborará con ella cediéndole la maquinaria, tal como informó este diario.

Los trabajos para empacar la paja de arroz se llevaron a cabo en las zonas de cultivo con las cuenta el término municipal de Valencia. La iniciativa de la Concejalía de Agricultura, a través del Consell Agrari, pretende dar alternativas a la tradicional quema de paja, que el año pasado también se autorizó.

El Consell Agrari elabora un calendario para que la quema se haga de forma lo más controlada posible. El Consell Agrari actúa como un sistema de control. Organiza un calendario de quemas controladas después de hablar con los presidentes de cada «tancat» y en colaboración con los agentes medioambientales del Parc Natural de l'Albufera. Además se informa a bomberos y a la Policía Local de cuándo y cómo se van a desarrollar, y además los guardas sigue al detalle estas operaciones, de tal forma que si se produce un cambio de viento o cualquier otra circunstancia que dificulte la quema, se detiene.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook