11 de diciembre de 2015
11.12.2015

El consistorio encarga la simplificación de normativas y planes para Ciutat Vella

La unificación de la normativa fijará los criterios cromáticos para pintar las fachadas del centro

11.12.2015 | 04:15

El Ayuntamiento de Valencia va refundir, a instancias de la Generalitat, la maraña de planeamientos, normativas, modificaciones del planeamiento y catálogos que afectan a Ciutat Vella. La Junta de Gobierno local del ayuntamiento de Valencia aprobará hoy el encargo a Aumsa de la licitación por 348.000 euros de este proyecto de recopilación normativa.

Intervenir en Ciutat Vella es en muchas ocasiones muy complejo por la cantidad de normativas que rigen en el centro histórico y en las que no siempre casan los aspectos urbanísticos con la protección del patrimonio histórico.

Dentro de esta nueva «normativa de normativas» se incluirá una ordenanza «de colores» para poner coherencia en las intervenciones exteriores en fachadas de los edificios de Ciutat Vella.

El concejal de Desarrollo Urbano, Vicent Sarriá aseguró recientemente «hay un auténtico bosque de actuaciones y normativas» referidas a esta parte de la ciudad.

Refundir las normativas de Ciutat Vella, donde hay cinco planes de reforma interior (Seu-Xerea, Universitat, Carmen, Velluters y Mercat), aprobados entre los años 1991 y 1993, permitirá agilizar las intervenciones. El PGOU de 1988 dejó Ciutat Vella como planeamiento diferido a desarrollar a través de los citados planes de reforma interior (Pepri).

A estos planes de reforma, que han sufrido en todo este tiempo cientos de modificaciones, se añaden otros cuatro planes especiales de protección, redactados o en curso. Refundir toda esta normativa no es una tarea fácil por lo que la Concejalía de Urbanismo recurrirá, a través de Aumsa, a una empresa externa que se contratará por concurso público.

Sarrià explicó ayer que al refundir la normativa se facilita la consulta del planeamiento con un único catálogo de todos los edificios, con los diferentes niveles de protección e incorporando el catálogo de bienes estructurales con los Bienes de Relevancia Local y Bienes de Interés Cultural aprobado recientemente.

El ayuntamiento responde así también a los requerimiento de la Conselleria de Cultura para que refundiera, revisara y adaptase todo este planeamiento en un único documento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook