20 de febrero de 2016
20.02.2016
Obras

El consistorio destina al aparcamiento de Brujas un millón ahorrado en XarxaLlibres

También se emplearán 18.500 euros a aseos portátiles de Fallas y 30.000 al Ateneo Marítimo

20.02.2016 | 02:51
El consistorio destina al aparcamiento de Brujas un millón ahorrado en XarxaLlibres

El Ayuntamiento de Valencia se ha ahorrado más de 1 millón de euros de la XarxaLlibres, dinero que destinará al pago de la primera anualidad del aparcamiento de la Plaza Ciudad de Brujas y, en menor medida, al alquiler de aseos portátiles para Fallas y a actos culturales en el Ateneo Marítimo. Se trata de una modificación de crédito, la primera del presente ejercicio, que será aprobada el próximo lunes en la Comisión de Hacienda.

Los presupuestos municipales de 2016 prevén gastar 3,5 millones de euros en las ayudas para los libros de texto, pero una vez cerrado el plazo de presentación de solicitudes, cosa que ocurrió el pasado jueves, 18 de febrero, gran parte de los 68.000 alumnos censados en Valencia no ha solicitado esas ayudas y han sobrado 1.180.000 euros, la tercera parte aproximadamente.

Así pues, el consistorio ha decidido hacer una modificación de crédito y destinar ese dinero a otros fines no incluidos en los presupuestos. La cantidad principal será para pagar a la Generalitat infraestructuras del aparcamiento de la Plaza Ciudad de Brujas, lo que significa que este proyecto, paralizado ya cuatro años, tiene visos de seguir adelante.

En concreto, se destina a este fin una cantidad de 1.131.000 euros, que es aproximadamente una de las 10 anualidades que tienen que afrontar el consistorio. La totalidad del compromiso son entre 11 y 13 millones de euros para la Generalitat Valenciana.

Aseos, Ateneo y cable
También se destinarán 18.500 euros para el alquiler de aseos portátiles para Fallas y 30.000 euros para incrementar la actividad cultural del Ateneo Marítimo. La modificación de crédito llega globalmente a 1.660.000 euros al incluirse también un ahorro de 500.000 euros en la factura de la luz y gastar otro tanto en la reposición de cableado eléctrico robado en los últimos años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook