06 de mayo de 2016
06.05.2016

«Generar presupuesto para evitar la ruina de alquerías»

«Vamos a hacer pedagía de la necesidad de compartir, no queremos tirar a nadie pero se obligará a cumplir las bases»

06.05.2016 | 04:15

Dentro del proceso de rescate y control del patrimonio municipal cedido iniciado por la concejala de Patrimonio, María Oliver, se está interviniendo también con los alquileres que paga el ayuntamiento a determinadas asociaciones. El ayuntamiento costeaba alquileres «inncesarios» por algunos servicios que ahora se han reubicado en locales municipales», explicó la concejala de Patrimonio, María Oliver. El servicio de Gestión del Patrimonio ha detectado que hay locales municipales que apenas se utilizan. «Queremos hacer pedagogía de que el patrimonio municipal es limitado y hay que compartir y optimizar». «No queremos tirar a nadie» pero el ayuntamiento sí tendrá la potestad de obligar a las asociaciones que se benefician del disfrute gratuito de un local para que se ajusten a las bases de la convocatoria. Que acrediten su función social y que muestren disponibilidad a compartir.

Además de estudiar las cesiones existentes, que se tendrán que renovar con los nuevos criterios, la concejalía de Oliver trabaja para evitar posibles duplicidades, «puesto que hay entidades que además de usar un local municipal reciben una ayuda pública por alquiler».
Además de los tres locales municipales cuya cesión saldrá hoy a concurso hay otros locales municipales disponibles pero «no reúnen condiciones», es el caso de unas barracas de la Punta, que se reconstruyeron en su día como carga urbanística del proyecto de la Zona de Actividad Logística (ZAL) del Puerto pero que no pueden usarse porque no se les instaló desagües. La concejalía tiene previsto realizar una inversión en estas barracas para conectarlas al alcantarillado y permitir su uso.

La concejala explicó que usar el patrimonio es la única manera de conservarlo y destacó que el ayuntamiento debe hacer un esfuerzo por dotar de presupuesto a los edificios que tengan valor. Aludió en concreto a la situación ruinosa en que se encuentran muchas alquerías y barracas de titularidad municipal. Hasta ahora la formula para mantener estos espacios era cederlos a terceros. «Para proteger el patrimonio hay que dotarlo de presupuesto. No podemos tener patrimonio municipal cedido injustamente», explicaba.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook