26 de mayo de 2016
26.05.2016

El ayuntamiento recurrirá la sentencia que da la razón a las viviendas turísticas

Los servicios jurídicos insisten en que deben cumplir la norma y preparan una regulación específica

26.05.2016 | 04:15

El Ayuntamiento de Valencia ha recurrido la sentencia del juzgado de lo contenciosos número 6 de Valencia que da la razón a un empresario de viviendas turísticas y establece que no se puede exigir a estas viviendas los mismos requisitos que a los hoteles. Los servicios jurídicos municipales entienden que el hecho de poder inscribirse en el registro de la Generalitat no significa que puedan saltarse la normativa municipal, por lo que creen que la sentencia carece de fundamento.

En la actualidad la ciudad de Valencia cuenta por cientos el número de apartamentos, la mayoría de ellos en fincas normales, que funcionan de forma irregular. El problema es que aunque se inscriban en el registro de la Generalitat, luego no cumplen con el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), que califica a estas viviendas como residenciales y no como terciario-comercial.

Una reciente sentencia, sin embargo, dio la razó a un empresario al que le habían clausurado cinco de estos apartamentos. Y el argumento es que a estas viviendas no se les puede exigir los mismos requisitos „incluida declaración ambiental„ que a los hoteles.

El desafío
Con esta sentencia en la mano y después de un encuentro fallido con el ayuntamiento, los empresarios anunciaron que se inscribirían en el registro de la Generalitat y harían caso omiso del consistorio, pero los responsables municipales no se van a quedar de brazos cruzados y han recurrido la sentencia ante el Tribunal Superior del Justicia. Según fuentes municipales, ese fallo no tiene demasiado fundamento, porque la normativa local, independientemente de que se apunten en un registro autonómico, hay que cumplirla. Así pues, esperan obtener la razón judicial y entre tanto siguen adelante con la revisión del Plan General para que estas viviendas turísticas tengan una calificación especial, que no sea como un hotel, pero que garantice la tranquilidad de los vecinos, que es el temor de las autoridades. «Vamos a trabajar sobre una regulación exhaustiva, de manera ordenada, segura y con sentido común», dijo a este respecto el primer teniente de alcalde y concejal de Turismo, Joan Calabuig.

Ayer, la coordinadora de EUPV en Valencia, Rosa Albert, aplaudió la decisión de recurrir esta sentencia, como ella misma había pedido, ante la necesidad de acabar con los «abusos» de algunos empresarios, sobre todo en los barrios de Russafa y El Carmen.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook